Facebook Pixel

Cuando su hijo tiene cancer: Ayudandose a ustedes mismos

June 10, 2008 - 7:30am
 
Rate This

Cuando su hijo tiene cáncer: Ayudándose a ustedes mismos

Linfoma No Hodgkin | Enfermedad de Hodgkin

Cuándo necesitan ayuda

Para lidiar con la enfermedad de su hijo y los cambios que trae en su propia vida, ustedes pueden querer considerar las siguientes sugerencias:

  • Hagan un esfuerzo especial para encontrar momentos privados para comunicarse con su cónyuge, o si es un padre soltero, con otros cercanos a usted.
  • No permitan que todos sus comentarios giren en torno del hijo enfermo.
  • Tómense el tiempo para hacer cosas que disfrutaban hacer juntos antes de que su hijo se enfermase.
  • Encuentren maneras para reducir la frustración que pueden sentir cuando las visitas clínicas requieran esperar por procedimientos, resultados de pruebas o consultas con médicos. Cuando su hijo esté hospitalizado, trate de facilitárselo a usted mismo tanto como sea posible. Traiga algo para leer o hacer mientras su hijo esté durmiendo o no necesite su atención individual.
  • Si el horario de trabajo lo permite y la distancia entre el hospital y su casa es lo suficientemente cercana, usted y su cónyuge pueden alternar la estancia con el hijo hospitalizado. Los fines de semana pueden ser un buen momento para un cambio: El padre que haya estado en casa o en el trabajo puede permanecer en el hospital y el otro puede pasar tiempo en casa con los otros hijos y descansar. Esto también permite a ambos padres llegar a familiarizarse con la vida del hijo en el hospital y con varios aspectos del tratamiento. Esto reduce la brecha que puede crecer entre los padres cuando uno llega a estar mucho más activamente involucrado en el tratamiento que el otro.
  • Si usted es un padre soltero, otros miembros de la familia o amigos que están cerca de su hijo podrían ser capaces de permanecer ocasionalmente en el hospital de tal forma que usted pueda descansar.
  • No dude en dirigirse al personal de tratamiento para apoyo. La mayoría de los centros de tratamiento tienen psicólogos, trabajadores sociales, enfermeras clínicas o capellanes disponibles para hablar acerca de preocupaciones especiales.

Usted podría querer buscar otras fuentes de apoyo. Hable con otros padres de hijos con cáncer informalmente en el hospital o clínica. Su centro de tratamiento puede tener un grupo de padres supervisado por un miembro del personal para discusiones más formales. Además, también pueden existir organizaciones fuera del centro. Tales grupos pueden proporcionar apoyo e información acerca de cómo otros han lidiado o están lidiando con situaciones que usted está enfrentando. Un grupo nacional, la Candle lighters Childhood Cancer Foundation tiene sucursales locales. El personal del centro de tratamiento puede ser capaz de ayudarle a localizar tal grupo.

Cuestiones con la familia y los amigos

Un diagnóstico de cáncer afecta no sólo a los padres del paciente y hermanos sino también a los abuelos, otros parientes y amigos de la familia. De manera ideal, estas personas pueden proporcionar apoyo y asistencia . Ellos puede ser niñeros y pasar tiempo con los hermanos, permanecer con el niño enfermo para relevarlo o ayudar con los muchos problemas prácticos que surgen cuando una familia debe continuar funcionando bajo estrés. Desafortunadamente, ellos no siempre están dispuestos a hacer esto.

Los abuelos pueden sentirse particularmente perdidos e inútiles, debido a que ellos están preocupados por su nieto y al mismo tiempo no pueden detener el sufrimiento por su propio hijo. Los miembros del equipo de tratamiento pueden ser útiles; ellos pueden explicar la condición de su hijo a los abuelos. Permitirles participar en reuniones de grupos de padres también ayuda a los abuelos a sobrellevar sus sentimientos acerca de la enfermedad del niño.

Cada familia tiene su propia forma de relacionarse con familiares, amigos y vecinos. Por encima de todo, la honestidad inicial es un valor real en el manejo a largo plazo de cualquier problema. Las personas quieren y necesitan ayudar, pero ellas pueden necesitar asistencia de usted para hacerlo. Necesitarán información acerca de la enfermedad y su tratamiento. Algunos podría necesitar ser informados sobre cosas básicas, tales como el hecho de que el cáncer no es contagioso.

En general, usted y su hijo enfermo deben tomar la iniciativa para mostrar a otros cómo quieren ser tratados. Usted puede necesitar puntualizar a la familia y amigos que demasiada atención o indulgencia no ayudan al paciente. Para usted mismo, podría necesitar mostrar a los otros que quiere ser tratado como antes y aunque su tiempo puede ser limitado, le gustaría ser incluido en actividades que previamente disfrutaban juntos.

Sus jefes también podrían necesitar saber acerca de la enfermedad de su hijo de tal forma que puedan entender la razón de la peticiones de permiso en el trabajo. Si usted siente que es necesario, el médico de su hijo puede escribirle a su jefe y explicar la situación. Finalmente, en sus esfuerzos de ayudar, las personas darán toda clase de consejos. Si sus comentarios son confusos u ofensivos, plantee un punto para discutirlos con el personal médico.

Finanzas

El costo del tratamiento de su hijo puede causar presión adicional en una situación ya de por sí tensa. El deseo de tener lo mejor en cuidado puede ser contrarrestado por el miedo acerca de los costos y cómo serán cubiertos estos. Tan pronto como surjan preguntas financieras, pida ayuda a su médico o trabajador social. Debido a que las preguntas sobre salud y seguro de vida pueden influenciar decisiones de salud mayores, usted necesitará un claro entendimiento de la cobertura que ofrecen sus pólizas. Los cuidadores, particularmente los trabajadores sociales médicos, pueden aclarar sobre pólizas individuales y ayudarle a llenar los formularios.

Usted también debe mantener registros completos; guarde sus cuentas y formularios de seguro juntos para una referencia fácil al momento de los impuestos. Mantener un registro de cuentas, sus pagos y los pagos del seguro al día y el tipo de cargo simplificará esto en lo posterior. Los empleados del centro de tratamiento también pueden ser capaces de ayudarle con otros costos asociados con el tratamiento de cáncer. Verifique con ellos para ver si usted es elegible para tarifas especiales por estacionamiento o comida en el hospital. Si su hijo está hospitalizado o necesita tratamiento diario lejos de casa, los costos de alojamiento para los padres pueden ser reducidos sustancialmente si una Ronald McDonald House está disponible u otros arreglos especiales han sido hechos. Los trabajadores sociales médicos podrían estar familiarizados con otros programas tales como aquellas de organizaciones voluntarias relacionadas con el cáncer o programas estatales o locales, que puedan ser capaces de ayudarle.

Fuentes Adicionales de Información

Fuente:

The National Cancer Institute, 2000

Se provee esta información como complemento a la atención proporcionada por su medico. Dicha información no tiene el propósito o la presunción de substituir el consejo medico profesional. Procure siempre el consejo de su medico o de otro profesional de la salud competente antes de iniciar cualquier tratamiento nuevo o para aclarar cualquier duda que usted pueda tener con relación a un problema de salud.

Health Newsletter

Receive the latest and greatest in women's health and wellness from EmpowHER - for free!