Facebook Pixel

Esclerosis Multiple (MS)

June 10, 2008 - 7:30am
 
Rate This

Enfoque al Paciente

Aunque no existen tratamientos naturales bien documentados para la esclerosis múltiple (MS por sus siglas en inglés), una evidencia apoya el uso de modificaciones alimenticias en la grasa para mejorar el tratamiento general de la enfermedad y el uso de la treonina para la espasticidad.

Otros tratamientos naturales que su paciente puede estar usando incluyen el monofosfato de adenosina (AMP por sus siglas en inglés), veneno de abeja, biotina , calcio , aceite de onagra, aceite de pescado , ginkgo , glicina , magnesio , fenilalanina , enzimas proteolíticas , selenio y vitaminas B1 , B6 , B12 , C , D y E . Para riesgos potenciales de seguridad con las más comunes de estas substancias, lea los artículos completos de hierbas y complementos.

Precaución: Por razones teóricas, las hierbas que puedan activar componentes del sistema inmunológico probablemente deberían ser evitadas en la MS. Éstas incluyen equinácea , Panax ginseng , y equinácea hindú (andrographis) .

Principales Terapias Naturales Propuestas

  • Manipulación de Ácidos Grasos Alimenticios [+3X]
  • Treonina [+2]

(Los números más altos indican una evidencia más fuerte; el modificador X indica resultados contradictorios. Vea la Introducción para detalles acerca de la escala de clasificación.)

Manipulación de Ácidos Grasos Alimenticios +3X

La "Dieta Swank" del médico R.L. Swank es una dieta popular para la MS en la cual las grasas no saturadas reemplazan a la mayoría de las grasas saturadas, la única evidencia que apoya su uso es una serie de casos en los cuales Swank reportó que aquellos que se apegaban de forma más estrecha a la dieta por 20 a 34 años desarrollaban de manera significativa menos incapacidad que aquellos que consumían más grasas saturadas. 1,2

La complementación con ácidos grasos escenciales también ha sido tratada. La mejor evidencia es para el ácido graso omega-6, encontrado de forma abundante en el aceite de girasol. De tres ensayos doble ciego con placebo de aceite de oliva, 3,4,5 dos estudios que dieron segumiento a casi 190 individuos por 2 años encontraron que el ácido linoléico redujo la duración y gravedad de las exacerbaciones de la MS 3,4 ; sin embargo, la frecuencia de la exacerbación y el nivel general de discapacidad no fueron afectados de manera significativa. El tercer, estudio, con 76 participantes, no encontró beneficios. 5 Otro investigador sugiere que estos estudios fueron demasiado cortos; puede tomar más de 2 años para el ácido linoleico para impulsar sus efectos sobre la mielina. 6 Además, el aceite de oliva no puede ser usado para un tratamiento neutral, en la medida en que éste contiene ácidos grasos importantes.

En los tres estudios doble ciego mencionados arriba, los participantes recibieron de 17 a 20 g de ácido linoléico diario, al equivalente a una onza de aceite de semilla de girasol. Como un nutriente encontrado en los alimentos, el ácido linoléico es considerado seguro. Sin embargo, la dosis máxima segura para niño pequeños, mujeres embarazadas o lactantes o individuos con enfermedad hepática o renal severa no han sido determinadas.

Otros ácidos grasos también han sido investigados, incluyendo el aceite de pescado y el ácido gama linoléico (GLA por sus siglas en inglés). 7 - 11

Sin embargo, en un estudio doble ciego de 2 años del aceite de pescado para la MS con 292 participantes, no hubo diferencias significativas entre el aceite de pescado y los grupos de aceite de oliva. 11

Para más información, incluyendo dosis y cuestiones de seguridad, vea los artículos sobre el Ácido Gama-Linoleico y el Aceite de Pescado .

Treonina +2

Dos pequeños estudios doble ciego, controlados por placebo, encontraron un progreso modesto pero estadísticamente significativo en la espasticidad muscular entre individuos a quienes se les dio el aminoácido treonina. 12,13 En un estudio de 8 semanas de 21 individuos con MS, el progreso fue tan ligero que fue detectado por los investigadores pero no por los participantes. 13 En otro ensayo cruzado de 2 semanas de 33 individuos, los investigadores y unos pocos participantes tratados notaron mejorías, con algunos individuos reportando pocos espasmos y dolor leve. 12 Las dosis usadas en estos ensayos fueron de 6 a 7.5 g diarios. No se notaron efectos secundarios significativos en cualquiera de los estudios.

Otras Terapias Naturales Recomendadas

Debido a algunas similitudes, entre los síntomas de la MS y los síntomas de la deficiencia en vitamina B12 , se ha intentado la complementación con B12. Sin embargo, un ensayo doble ciego con 50 individuos encontró que las altas dosis inyectadas de hidroxocobalamina no afectaron el transcurso de la enfermedad. 14

La MS es más común en áreas con menos luz del sol, excepto cuando los residentes comen abundantes cantidades de pescado que es rico en vitamina D . 15–18 Esto ha conducido a la teoría de que la vitamina D puede conferir alguna protección contra la MS, pero todavía no existe evidencia directa que apoye esta teoría. La

Fenilalanina combinada con estimulación nerviosa transcutánea (TENS por sus siglas en inglés) ha sido intentada como un tratamiento para el dolor y la espasticidad, con algún éxito aparente. 19

Otros tratamientos algunas veces sugeridos para la MS, con poca o ninguna evidencia, incluyen el AMP, veneno de abeja, biotina, glicina, enzimas proteolíticas, selenio, vitamina B1, vitamina C y vitamina E. Un ensayo doble ciego encontró que el ginkgolide B, un constituyente del ginkgo, fue ineficaz en el tratamiento del ataques de MS. 20

Interacciones con Medicamentos

Vea el artículo sobre cada complemento individual para una descripción completa de las interacciones resumidas aquí.

Principales Terapias Naturales para la Esclerosis Múltiple: Interacciones con Farmacéuticos
FarmacéuticoTerapia NaturalInteracción
TreoninaLevodopa o levodopa-carbidopaPosible daño a la acción del medicamento basado en la interacción del aminoácido con la levodopa

References

1.   Swank RL. Multiple sclerosis: twenty years on low fat diet. Arch Neurol . 1970;23:460-474.

2.   Swank RL, Dugan BB. Effect of low saturated fat diet in early and late cases of multiple sclerosis. Lancet . 1990;336:37-39.

3.   Millar JHD, Zikha KJ, Langman MJ, et al. Double-blind trial of linoleate supplementation of the diet in multiple sclerosis.. BMJ . 1973;1:765-768.

4.   Bates D, Fawcett PR, Shaw DA, et al. Polyunsaturated fatty acids in treatment of acute remitting multiple sclerosis. Br Med J . 1978;2:1390-1391.

5.   Paty DW, Cousin HK, Read S, et al. Linoleic acid in multiple sclerosis: failure to show any therapeutic benefit. Ann Neurol Scand . 1978;58:53-58.

6.   Field EJ, Joyce G. Multiple sclerosis: effect of gamma linoleate administration upon membranes and the need for extended clinical trials of unsaturated fatty acids. Eur Neurol . 1983;22:78-83.

7.   Gallai V, Sarchielli P, Trequattrini A, et al. Cytokine secretion and eicosanoid production in the peripheral blood mononuclear cells of MS patients undergoing dietary supplementation with n-3 polyunsaturated fatty acids. J Neuroimmunol . 1995;56:143-153.

8.   Goldberg P. Multiple sclerosis: decrease relapse rate through dietary supplementation with calcium, magnesium and vitamin D. Med Hypotheses . 1986;21:193-200.

9.   Horrobin DE. Multiple sclerosis: the rational basis for treatment with colchicine and evening primrose oil. Med Hypotheses . 1979;5:365-378.

10.   Field EJ, Joyce G. Effect of prolonged ingestion of gamma-linolenate by MS patients. Eur Neurol. 1978;17:67-76.

11.   Bates D. Dietary lipids and multiple sclerosis. Ups J Med Sci Suppl . 1990;48:173-187.

12.   Lee A, Patterson V. A double-blind study of L-threonine in patients with spinal spasticity. Acta Neurol Scand . 1993;88:334-338.

13.   Hauser SL, Doolittle TH, Lopez-Bresnahan M, et al. An antispasticity effect of theonine in multiple sclerosis. Arch Neurol . 1992;49:923-926.

14.   Simpson CA, Newell DJ, Miller H. The treatment of multiple sclerosis with massive doses of hydroxycobalamin. Neurology . 1965;15:599-603.

15.   Goldberg P. Multiple sclerosis: vitamin D and calcium as environmental determinants of prevalence (a viewpoint). Part I: sunlight, dietary factors and epidemiology. Int J Environ Stud . 1974;6:19-27.

16.   Hayes CE, Cantorna MT, DeLuca HF. Vitamin D and multiple sclerosis. Proc Soc Exp Biol Med . 1997;216:21-27.

17.   Vieth R. Vitamin D supplementation, 25-hydroxyvitamin D concentrations, and safety. Am J Clin Nutr . 1999;69:842-856.

18.   Schwartz GG. Multiple sclerosis and prostate cancer: what do their similar geographies suggest? Neuroepidemiology . 1992;11:244-254.

19.   Winter A. New treatment for multiple sclerosis. Neurol Orthoped J Med Surg . 1984;5:39-43.

20.   Brochet B, Guinot P, Orgogozo JM, et al. Double blind placebo controlled multicentre study of ginkgolide B in treatment of acute exacerbations of multiple sclerosis. The Ginkgolide Study Group in multiple sclerosis. J Neurol Neurosurg Psychiatry . 1995;58:360-362.



Último revisado Junio 2002 por EBSCO CAM Editorial Board

Se provee esta información como complemento a la atención proporcionada por su medico. Dicha información no tiene el propósito o la presunción de substituir el consejo medico profesional. Procure siempre el consejo de su medico o de otro profesional de la salud competente antes de iniciar cualquier tratamiento nuevo o para aclarar cualquier duda que usted pueda tener con relación a un problema de salud.

Health Newsletter

Receive the latest and greatest in women's health and wellness from EmpowHER - for free!