Facebook Pixel

Informacion de Salud: Separando la Realidad de la Ficcion

June 10, 2008 - 7:30am
 
Rate This

Información de Salud: Separando la Realidad de la Ficción

image for apples article

Los días en que las personas recibían toda la información de salud de los médicos profesionales han desaparecido. La explosión de tecnología de años recientes ha hecho más accesible que nunca la información para más personas que nunca. Los libros, revistas, televisión, radio, supermercados, tiendas de alimentos saludables y el internet son sólo pocos de los lugares donde se encuentra disponible la información de salud pero ¿cómo pueden saber las personas si la fuente es creíble y la información es exacta?

Prevalencia y Peligros del Fraude de Salud y Nutrición

El gobierno federal estima que, de los $800 billones gastados anualmente en el cuidado de la salud, el fraude y el abuso implican $50 a $80 billones. Adicionalmente, los estadounidenses gastan $20 billones al año en tratamientos que no han sido probados.

No quiere decir que todos los tratamientos que no han sido probados son fraudulentos pero sin evidencia científica, los médicos profesionales no pueden saber con seguridad si el tratamiento funciona en realidad o si hay un efecto placebo involucrado. Los peligros potenciales de los tratamientos que no han sido probados incluyen las interacciones no deseadas de los medicamentos con los nutrientes y las intoxicaciones. Además, existe la posibilidad de que al usar remedios que no han sido probados, se puede retardar el uso de tratamientos establecidos, permitiendo de esta forma, que la enfermedad empeore o avance más.

Las siguientes son algunas áreas que son particularmente susceptibles a las demandas engañosas:

Hierbas

Los suplementos herbales ilustran un ejemplo de los peligros potenciales de la nutrición. Dado que los suplementos herbales son considerados alimentos y no medicamentos, no son sujeto de los mismos criterios de aprobación por la Administración de Alimentos y Medicinas (FDA por sus siglas en inglés) como medicamentos. Ha resultado en el uso incorrecto, con algunos resultados graves. La concepción errónea más peligrosa acerca de los suplementos herbales es que son "naturales" y que no son nocivos. Los consumidores necesitan aprender que las hierbas y los suplementos herbales pueden ser muy poderosos y se deben usar con extrema precaución.

La FDA ha recibido reportes de varios casos de daño grave debido al uso de los suplementos herbales. Por lo tanto, se ha extendido una lista de las nueve hierbas que han demostrado causar serias reacciones adversas. Esta lista incluye el chaparral, comfrey, germander, jin bu huan, yohimbe, lobelia, ma huang (efedra) y la preparación herbal que contiene estefanía y magnolia. Recientemente, la FDA llegó a la prohibición de la venta de efedra en este país.

Los remedios herbales se han usado en otras culturas desde hace siglos, pero hasta apenas se empiezan a usar ampliamente en los Estados Unidos. En respuesta a este crecimiento en su popularidad, se formó un departamento especial, el Office of Alternative Health bajo el auspicio de el National Institutes of Health, para estudiar científicamente el uso de las terapias alternativas. Un área de investigación que está siendo examinada es la relación entre las hierbas y la salud.

La Internet

La internet es otra área en crecimiento de la mala información nutricional. "La internet nos va a llenar con más información de la que podemos usar," dice John H. Renner, MD de Consumer Health Information Research Institute. No hay cuerpo gubernamental que revise el contenido de la internet. Por lo tanto, no hay nada que prevenga a una persona para usar la internet para traficar con información falsa y promover los productos fraudulentos.

El Dr. Renner pasa mucho de su tiempo estudiando la información acerca de la nutrición y salud en internet. Busca certeza, utilidad, credibilidad y ligas en una página web. Señala que, un error que cometen muchas fuentes creíbles, es que proporcionan ligas de otras fuentes sin revisar primero su credibilidad. Su principal consejo a los consumidores que navegan en la internet buscando información nutricional es "encontrar la fuente de información." Las fuentes bien establecidas y con buena reputación son las agencias gubernamentales, tales como FDA y USDA , organizaciones profesionales, tales como American Dietetic Association y la American Medical Association , y las organizaciones de voluntariado, tales como American Heart Association , American Cancer Society y la American Diabetes Association .

Una Nota Acerca de las Credenciales

Probablemente, su médico tenga un diploma colgado en la pared. No siempre los encontrará al buscar consejos en nutrición, particularmente cuando proviene de una fuente fuera del cuidado médico tradicional. Para estar seguro que está recibiendo los consejos de alguien preparado en una amplia variedad de temas de nutrición, una opción es buscar las credenciales RD (registered dietitian). Los médicos deben completar cuatro años de estudio en nutrición en una universidad reconocida, antes de poder graduarse, además, un internado de post graduado y luego pasar el examen nacional para recibir la credencial RD. Si está buscando un consejero en nutrición, vea el sitio web listado a continuación de la American Medical Association para localizar un nutriólogo cercano a usted.

Si está investigando terapias alternativas, puede buscar a personas que tengan las iniciales ND después de sus nombres. Esto significa que se han entrenado como médicos naturópatas, lo cual incluye normalmente de cuatro a cinco años en un programa que enfatiza las terapias naturales. Los médicos naturópatas tienen licencia en cuidado médico primario en once estados de Estados Unidos y son reconocidos en algunas partes de Canadá.

Banderas Rojas Para los Consumidores

La Food and Nutrition Science Alliance (FANSA) es la unión de los científicos de alimentos, profesionales en la nutrición e investigadores. Para ayudar a los investigadores al evaluar los reportes de salud y nutrición y aconsejar, FANSA ha publicado una lista de "banderas rojas de ciencia basura." "Cualquier combinación de estas señales pondrá una bandera roja acerca de la certeza de la información," dice Janet Hunt, PhD, RD. Esta lista incluye lo siguiente:

Recomendaciones que prometen un remedio rápido: Todos queremos perder 20 libras en dos días pero la historia (y la biología) continúan probando que no es posible.

Demandas que suenan demasiado bien para ser verdad: Una demanda de que un producto o dieta en particular pueda curar una enfermedad o hacer milagros en su metabolismo, normalmente está infundada. Además, esté consciente de las demandas de una "fórmula secreta", otra pista de que no puede funcionar.

Recomendaciones basadas en un sólo estudio: Un sólo estudio, no importa qué tan bien esté diseñado, no es adecuado como una base para definir conclusiones y recomendaciones.

Declaraciones dramáticas que son refutadas por organizaciones científicas de reputación: A menudo, los productores de artículos fraudulentos usan anécdotas y testimonios de otros consumidores, así como promoción de celebridades, para "probar" que el producto funciona. Esto no debe tomar el lugar de experimentos científicos ni consensos generales entre los científicos.

Listas de alimentos "buenos" y "malos". La mayoría de los profesionales en nutrición más respetables están de acuerdo en que no hay alimentos buenos y malos; sólo hay dietas buenas y malas. Un alimento que provoca que una persona tenga sobrepeso o no esté saludable, no hará que la persona pierda peso o mejore su salud. "Recomendaciones hechas para ayudar a vender un producto." Un nutriólogo registrado puede recomendarle un suplemento alimenticio pero tenga cuidado de los practicantes, incluyendo los RD, quien le da recomendaciones dietéticas y luego le trata de vender el producto. Este es un conflicto de interés.

Recomendaciones basadas en estudios publicados sin revisión previa: Estudios científicos publicados en periódicos médicos respetables, como Journal of the American Medical Association y el Journal of the American Dietetic Association se someten a un proceso minucioso de revisión antes de su publicación. Si alguien está citando estudios mientras le promueve productos, pida que le muestre los estudios y revise dónde y cuándo fueron publicados.

¿Qué Pasa Si es una Víctima?

Si cree que ha sido víctima de los engaños de nutrición, tiene varias opciones. Con mayor razón, si cree que el producto le ha causado daño físico, contacte inmediatamente a su médico. De lo contrario, the National Council Against Health Fraud, the Consumer Health Information Research Institute, y the FDA Office of Consumer Affairs son buenas organizaciones a las que puede acudir para quejas y/o preguntas. Si ordenó el producto por correo, su oficina postal local lo puede ayudar. Un cliente mal informado es mucho más propenso a ser víctima de los engaños en nutrición.

FUENTES ADICIONALES DE INFORMACION:

American Dietetic Association
http://www.eatright.org

Food and Drug Administration
http://www.fda.gov

National Center for Complementary and Alternative Medicine
http://nccam.nih.gov

National Council Against Health Fraud
http://www.ncahf.org/

Fuentes:

Dietary Supplements: Making Sure Hype Doesn't Overwhelm Science, FDA Consumer Magazine , November 1993.

S. Barrett and V. Herbert. The Vitamin Pushers: How the "Health Food" Industry Is Selling America a Bill of Goods. Prometheus Books, Amherst, New York, 1994.



Último revisado Enero 2004 por Elizabeth Smoots, MD

Se provee esta información como complemento a la atención proporcionada por su medico. Dicha información no tiene el propósito o la presunción de substituir el consejo medico profesional. Procure siempre el consejo de su medico o de otro profesional de la salud competente antes de iniciar cualquier tratamiento nuevo o para aclarar cualquier duda que usted pueda tener con relación a un problema de salud.

Health Newsletter

Receive the latest and greatest in women's health and wellness from EmpowHER - for free!