Facebook Pixel

La Hospitalizacion Puede Conducir al Desarrollo de Discapacidad en los Ancianos

June 10, 2008 - 7:30am
 
Rate This

La Hospitalización Puede Conducir al Desarrollo de Discapacidad en los Ancianos

En los Estados Unidos, hay más de 35 millones de adultos que tienen 65 años o mas - este es uno de los segmentos de crecimiento más rápido de la población. Sin embargo, se estima que el número de personas crónicamente discapacitadas en este grupo de edad excede los siete millones.

La Discapacidad en este grupo de edad está asociada con un aumento de muertes, así como en el ingreso a asilos. Además, coloca una carga significativa en los adultos discapacitados, familia y amigos y, en el sistema de cuidado de la salud. Un estimado de $26 billones de dólares anuales se gastan en el cuidado médico y a largo plazo para los ancianos recientemente discapacitados.

Si la discapacidad puede prevenirse, la carga para el individuo, personas que lo cuida y para el sistema de cuidado de la salud puede ser minimizada. Y el primer paso hacia la prevención es identificar los eventos que pueden causar discapacidad.

Un estudio publicado en el número del 3 de noviembre del 2004 de la Journal of the American Medical Association , observó la relación entre dos eventos - hospitalización y actividad restringida debido a enfermedad o lesión - y el desarrollo de la discapacidad.

Acerca del Estudio

El estudio incluyó 754 adultos de 70 años de edad y mayores, que no tenían ningún daño cognoscitivo significativo y no tuvieron ningún problema en realizar cuatro actividades básicas de la vida diaria (ADL por sus siglas en inglés): Bañarse, vestirse, caminar dentro de la casa y trasladarse de una silla. Ellos fueron divididos en dos grupos basados en si estaban o no físicamente frágiles (determinado por su velocidad para caminar).

A los participantes se les llamó por teléfono una vez al mes para evaluar cualquier enfermedad o lesión que hubiera llevado a una hospitalización o actividad restringida y al desarrollo de una discapacidad. Durante las llamadas, se les preguntó a los participantes sí, desde la última entrevista, ellos habían:

  • Permanecido una noche en el hospital
  • Reducido sus actividades normales debido a una enfermedad, lesión u otro problema
  • Permanecido en cama por lo menos la mitad del día debido a una enfermedad, lesión u otro problema

Además, se les preguntó a los participantes si podían realizar todas las ADL previamente mencionadas (bañarse, vestirse, caminar dentro de la casa o trasladarse de una silla) sin ayuda, o si necesitaban ayuda de otra persona. La discapacidad fue definida como la necesidad de ayuda personal en una o más de las cuatro ADL.

Los Resultados

Durante los cinco años de seguimiento, 372 de los participantes fueron hospitalizados y 600 experimentaron al menos un episodio de actividad restringida. Además, durante los cinco años del estudio, 417 (55.3%) participantes desarrollaron discapacidad (utilizando la definición del estudio). De este grupo, 278 (36.9%) desarrollaron una discapacidad permanente y, 199 (26.4%) experimentaron una discapacidad que dio como resultado la admisión en un asilo.

Los resultados revelaron que los participantes que desarrollaron discapacidad fueron significativamente más propensos a experimentar una enfermedad o lesión que los llevara a una hospitalización o actividad restringida , en comparación con aquellos que no desarrollaron discapacidad. De hecho, el riesgo de discapacidad en un lapso de un mes de hospitalización aumentó más de 60 veces y, en un lapso de un mes de actividad restringida, casi 6 veces. Además, los miembros del grupo que se determinó que eran frágiles físicamente fueron más propensos a desarrollar incapacidad que aquellos que no era frágiles físicamente.

Las causas más comunes de hospitalización estuvieron relacionadas con el corazón, incluyendo enfermedad de las arterias coronarias e insuficiencia cardíaca congestiva e, infección. Pero, las lesiones relacionadas con caídas conllevaron el riesgo más alto de discapacidad. Las razones más comunes para la actividad restringida que conduce a una discapacidad fueron fatiga, dolor o rigidez en la espalda o articulaciones y, máreo o inestabilidad.

¿Cómo Le Afecta Esto?

Los resultados del estudio muestran que la enfermedad y las lesiones que conducen a hospitalización y actividad restringida incrementan la incidencia de discapacidad. Los autores encontraron que varios de los eventos más comúnmente identificados fueron evitables o controlables por tratamiento agresivos dentro del hospital o intervenciones después de ser dados de alta. Dirigir estos eventos para intervención, y posiblemente prevención, puede ayudar a reducir la discapacidad en los ancianos y aligerar la carga para las personas que los cuidan y para el sistema de cuidado de la salud.

Los autores sugieren que la prevención de caídas es una forma excelente para empezar. El National Institute on Aging recomienda muchas cosas que las personas mayores pueden hacer en sus hogares para ayudar a prevenir caídas, incluyendo:

  • Asegurarse de tener una buena iluminación; utilice luces de noche por la noche
  • Mantenga ordenadas y secas las áreas para caminar
  • Mantenga los cables eléctricos y telefónicos cerca de las paredes y lejos de los pasillos
  • Fije firmemente con tachuelas todas las alfombras y tapetes en el piso
  • Ordene los muebles (especialmente mesas de centro) y otros objetos para que siempre estén fuera del camino cuando usted camine.
  • Ponga pasamanos en ambos lados de las escaleras
  • Ponga barras para sujetarse cerca del inodoro y en ambos lados, dentro y fuera, de la tina y regadera
  • Coloque alfombras, bandas o tapetes antiderrapantes en todas las superficies que podrían humedecerse en la cocina y el baño

FUENTES ADICIONALES DE INFORMACIÓN:

Administration on Aging
http://www.aoa.gov/

Alliance for Aging Research
http://www.agingresearch.org/

American Geriatrics Society
http://www.americangeriatrics.org/

National Council on the Aging
http://www.ncoa.org/

National Institute on Aging
http://www.nia.nih.gov/

Fuentes:

Gill TM, et al. Hospitalization, restricted activity, and the development of disability among older persons. Journal of the American Medical Association . 2004; 292(17): 2115-2124.

Preventing falls and fractures. 2004. National Institute on Aging Web site. Disponible en: Http://www.niapublications.org/engagepages/falls.asp. Accedido el 3 de noviembre del 2004.

The 65 years and older population: 2000. US Census Bureau Web site. Disponible en: Http://www.census.gov/prod/2001pubs/c2kbr01-10.pdf. Accedido el 3 de noviembre del 2004.



Último revisado Noviembre 4, 2004 por Richard Glickman-Simon, MD

Se provee esta información como complemento a la atención proporcionada por su medico. Dicha información no tiene el propósito o la presunción de substituir el consejo medico profesional. Procure siempre el consejo de su medico o de otro profesional de la salud competente antes de iniciar cualquier tratamiento nuevo o para aclarar cualquier duda que usted pueda tener con relación a un problema de salud.

Health Newsletter

Receive the latest and greatest in women's health and wellness from EmpowHER - for free!