Facebook Pixel

La paradoja del perfeccionismo

June 10, 2008 - 7:30am
 
Rate This

La paradoja del perfeccionismo

Esforzarse para llegar a la perfección puede ser difícil para el cuerpo y el espíritu. En lugar de eso, aprenda a trabajar con sus limitaciones y recuerde que las personas a su alrededor son sólo humanos.

A dos personas en una oficina se les asigna el mismo proyecto y el mismo plazo. Joe hace su mejor esfuerzo y sale a las 5:30 p.m., silbando. Jane, por otra parte, vuelve a escribir, comienza de nuevo, revisa su trabajo una y otra vez y finalmente deja la oficina a las 9:00 p.m., descontenta con su producto final. ¿La diferencia? Joe es un pensador flexible y Jane es una perfeccionista.

El perfeccionismo es un problema creciente tanto en el lugar de trabajo como en casa, dice el Profesor Stephen Palmer del Center for Stress Management en London, Inglaterra. "La mayoría de los clientes que veo a causa del estrés ocupacional y por trabajar en exceso son perfeccionistas".

Buenas intenciones, pobres resultados

No hay nada malo en esforzarse para hacer lo mejor que pueda. La clave es saber sus limitaciones.

La persona flexible dice, "Apuntaré hacia la perfección y daré todo de mí, pero si no es perfecto, está bien". El perfeccionista se esfuerza al 110% y dice, "Debo desempeñarme bien y si no lo hago, soy un fracaso". Cuando el perfeccionismo lo evita, comienza a sentirse como un fracaso. La ironía es que el tiempo y la energía puesta en hacer el trabajo perfecto probablemente lo dejará exhausto hasta el punto de agotarlo y causar un trabajo realizado deficientemente.

Un hábito no saludable

En su reciente libro, When Perfect Isn't Good Enough, el psicólogo Dr. Martin Antony de la McMaster University dice que algunas personas sólo son perfeccionistas en el trabajo, o en el deporte o en las relaciones. Otras personas se esfuerzan en ser perfectas en cada área de la vida, con resultados potencialmente fatales.

Un estudio por pare del Dr. Sidney Dlatt de Yale University ha vinculado al perfeccionismo con un alto riesgo de depresión y suicidio. "La idea es que el perfeccionismo está unido al autocriticismo", explica Blatt.

Probablemente usted no morirá en la búsqueda del perfeccionismo, pero un ciclo constante de esfuerzo, fracaso y autocriticismo en verdad crean el estrés, que inunda la sangre con hormonas como la epinefrina y el cortisol. Se ha probado que ambas dañan a su sistema inmunológico, haciéndolo más vulnerable a todo, desde la gripe hasta el cáncer. Los perfeccionistas pueden esperar que otros también sean perfectos, provocando discusiones, ruptura de relaciones y más estrés.

El perfeccionismo en el trabajo

El perfeccionismo en el lugar de trabajo frecuentemente se manifiesta como el exceso de preparación, dice el Dr. Antony. "Usted gastará muchas horas tratando de tener todo adecuadamente. Leerá reportes y después los volverá a leer, escribir y a reescribir. Su conducta está determinada por lo que sucede en su cabeza. Lo que realmente se está diciendo usted mismo es: "Tengo que hacer un trabajo perfecto. Si pongo todo en este esfuerzo y en todos esos cheques, puede que evite el fracaso".

Pare evitar ponerse esta trampa, los expertos sugieren los siguiente:

  • "Desafíe a su pensamiento", dice Palmer. "Piense en las ocasiones que ha hecho una presentación menos que perfecta y sobrevivió. Ahora reemplace sus pensamientos perfeccionistas con 'es más preferible hacerlo bien, pero de manera realista, nada malo sucederá si no lo hago".
  • Averigüe si sus creencias perfeccionistas son verdaderas. Permítase que un hecho pertinente o un error de ortografía en una diapositiva se le escapen. Aprenderá muy rápido que el mundo no se acaba si no lo hace exactamente bien.

Perfeccionismo en el juego

Entre los tipos más comunes de perfeccionismo en el deporte están las esperanzas irreales, dice Tony Gleadell, psicólogo líder en los deportes de University of Kentucky . Supongamos que usted es un gran practicante de golf. Pero durante la competencia, la presión de hacerlo bien es tan grande que usted juega mal.

"Si su juego no fluye inmediatamente, usted comienza a sentirse con pocas esperanzas". explica Gleadell. "Eso crea una presión extra y usted se pone tenso" Y después, por supuesto, no puede meter la pelota al hoyo aunque su vida dependa de ello.

Usted necesita establecer objetivos reales, dice Gleadell. Y compare de manera justa. ¿Es un golfista profesional? No. Entonces apunte hacia lo que puede hacer, no a lo que no puede, dice Gleadell. "Tendrá menos estrés. Puede dejar que su talento lo lleve a donde desee y se divertirá al llegar ahí".

Dejar las cosas para después: Una táctica clásica del perfeccionista

Imagine que tiene que escribir un discurso para la boda de su amigo. Se sienta con una hoja de papel, pero se siente demasiado ansioso para ser creativo y la ansiedad lo hace sentir hambriento. Así que se levanta para preparar una botana. Después de eso lava el piso de la cocina, descongela el refrigerador, corta el pasto, lava la ropa y lava el carro.

El posponer las cosas es una señal clásica del perfeccionismo. Usted está pensando "Quiero escribir el mejor discurso, pero tengo miedo de escribir uno que es menos que ideal porque eso significa que soy un fracaso en algún nivel". Así que en lugar de eso, usted se involucra en lo que los psicólogos llaman conductas de desplazamiento. Estas reducen su ansiedad por un rato, pero después se da cuenta de que ¡se le ha acabado el tiempo!

A cambio intente esto, sugiere Palmer:

  • Establezca sus prioridades
  • Haga una lista de las cosas que necesita hacer y junto a cada una escriba qué pasará si no la hace hoy. Ahora clasifique cada tarea de acuerdo a la gravedad de las consecuencias. Es probable que el piso de la cocina pueda esperar, pero el discurso no.
  • Divida la tarea en tantos.
  • Escribir el discurso es más difícil que tan sólo escribir el primer párrafo. Luego puede dar un paso a la vez hasta que acabe.

Relájese con los amigos y la familia

Los perfeccionistas frecuentemente esperan que todos a su alrededor sean perfectos y se enojan cuando no lo son. De acuerdo a Lynn Alden, psicóloga clínica y experta en relaciones en la University of British Columbia, tener expectativas perfeccionistas de otros está consistentemente ligado con la discordia marital y las amistades tensas. "Hay algo tóxico acerca del esperar que otros sean perfectos. La otra persona no puede cumplir las expectativas, así que el perfeccionista dirige mucha ira y desaprobación hacia ellos".

Para combatir esto, haga una decisión consciente para no imponer sus formas perfeccionistas a otros, después vea que ocurre. Por ejemplo, manténgase callado y deje que su pareja lave los trastes de la manera que quiera. Le apostamos que no contraerá alguna rara enfermedad a pesar del hecho de que él hizo la tarea de forma distinta a la que usted hubiera empleado.

La paradoja

La paradoja del perfeccionismo, dice Palmer, es que los perfeccionistas frecuentemente se desempeñan por debajo en todas las áreas de la vida. Por otra parte, los pensadores flexibles, aquellos que dicen "Trataré de hacer lo mejor, pero si no lo logro, pues que malo", tienden a ser más exitosos, más felices y más equilibrados.

Fuentes Adicionales de Información

"The destructiveness of perfectionism: implications for the treatment of depression," by Sydney Blatt. American Psychologist, Vol. 50, No. 12, 1995, pp. 1003-20.

"Perfectionism and Pressure"
Anxiety Network
http://www.anxietynetwork.com/rf.html
La relación entre perfeccionismo y ansiedad.



Último revisado Mayo del 2000 por EBSCO Publishing's Medical Review Board

Se provee esta información como complemento a la atención proporcionada por su medico. Dicha información no tiene el propósito o la presunción de substituir el consejo medico profesional. Procure siempre el consejo de su medico o de otro profesional de la salud competente antes de iniciar cualquier tratamiento nuevo o para aclarar cualquier duda que usted pueda tener con relación a un problema de salud.

Health Newsletter

Receive the latest and greatest in women's health and wellness from EmpowHER - for free!