Facebook Pixel

La Realidad del "Exceso de los Corredores"

June 10, 2008 - 7:30am
 
Rate This

La Realidad del "Exceso de los Corredores"

El ejercicio es una droga poderosa. Este seduce a muchos con un estado tipo zen que ha sido acuñado con nombre de "runner's high" en la década de los 70s. El aliciente del ejercicio con frecuencia es tan fuerte que puede transformar a los simples entusiastas en adictos.

"Soy adicta a estar haciendo mucho ejercicio," dice Vanessa de 22 años. "No puedo esperar montar la bicicleta y empezar a sentirme bien. No estoy segura de por qué sucede, pero es como sentir un alivio."

Es de todos conocido que el ejercicio produce muchos beneficios tanto mentales como físicos. Sólo que hay algo sobre el ejercicio que nos hace sentir mejor. Pero, ¿qué causa esa sensación? y ¿realmente podemos volvernos adictos a eso?

La Mítica Urgencia por Endorfinas

Por años, la mayoría de nosotros hemos creído que la urgencia por endorfinas se piensa que es causado por las endorfinas (hormonas que se producen en respuesta del estrés). Debido a que el ejercicio es una forma de stress, nuestros cuerpos liberan endorfinas cuando nos ejercitamos. Los defensores de la aceleración de endorfinas creen que estas hormonas cambian la forma en que nos sentimos, es por eso que nos sentimos elevados cada que nos ejercitamos.

El doctor Jack Raglin, profesor asociado en el departamento de cinesiología de la Indiana University en Bloomington, Indiana, sostiene que la elevación por endorfinas es más un mito que un hecho. "Su cuerpo libera endorfinas cuando se ejercita," el dice, además, las endorfinas normalmente son liberadas cuando lo niveles de ejercicio son moderados o cuando las sesiones de ejercicio son prolongadas. "Pero no existe una fuerte evidencia de que las endorfinas cambien la forma en que nos sentimos." Y raramente las personas experimentan esa sensación de estar fuera del cuerpo con frecuencia asociada con el alto ejercicio.

¿Todo Está En Su Cabeza?

Las investigaciones indican que los factores psicológicos pueden causar el exceso de ejercicio. En un estudio publicado en mayo de 1999 y publicado en Health Psychology , los investigadores de la University of Illinois Urbana-Champaign reclutaron a 46 mujeres estudiantes universitarias y las dividieron en dos grupos. Ninguna de estas mujeres se ejercitaba más de dos veces por semana.

Todas las 46 mujeres soportaron pruebas de acondicionamiento físico en la bicicleta estacionaria. No importaba cuánto hubieran realizado, las mujeres de un grupo dijeron que habían tenido un excelente resultado; las mujeres del otro grupo dijeron que habían tenido resultados por debajo del promedio.

Varios días después, los investigadores le pidieron a las mujeres que hicieran ejercicio otra vez. Cada mujer recordó su desempeño previo. Luego, cada 20 minutos durante el ejercicio en el Stairmaster, los investigadores les preguntaron a las mujeres cómo se habían sentido. Las mujeres que habían dicho haberlo hecho bien en su primera prueba respondieron más positivamente que las mujeres que dijeron haberlo hecho de manera deficiente. Esa confianza, concluyeron los investigadores, puede contribuir a que las personas se sientan elevadas después de hacer ejercicio.

"Estos descubrimientos sugieren que un incremento en la percepción de la eficacia como dominio, competencia y control son al menos una fuente de respuesta psicológica positiva experimentada después del ejercicio," dice el doctor Edward McAuley, profesor en el departamento de cinesiología de la Universidad de Illinois y autor en jefe de este estudio.

Adictos a la Elevación

¿Pueden estas experiencias positivas o que puedan elevarnos, llegar a ser adictivas? Sí, dice Raglin, sugiriendo, sin embargo, que se asuntos distintos al sentirse bien con el ejercicio pueden llevar a una persona a abusar de éste.

Otra teoría sugiere que el ejercicio provoca una adicción al ejercicio. Cuando las personas se ejercitan, sus cuerpo liberan endorfinas que los hacen sentirse mejor. Eventualmente, ellos tendrán urgencia de hacer ejercicio solo por sentir la experiencia de la elevación. Otra vez, Raglin advierte que no hay estudios que apoyen este alegato.

Así que, si las endorfinas no son las culpables, ¿entonces qué es? Raglin dice que la psicología tiene una función más grande que la fisiología en causar el abuso de las personas con el ejercicio. En otras palabras, ciertas personalidades pueden estar predispuestas a desarrollar adicción al ejercicio. La gente con trastorno obsesivo compulsivo , por ejemplo, son más propensa a desarrollar una dependencia más fuerte al ejercicio. Para otros, el ejercicio llega a ser un mecanismo para sobrellevar ciertas cosas. "Ello se enfrentan al stress a través del ejercicio," dice Raglin.

Cuándo el Ejercicio Llega a No ser Saludable

La adicción al ejercicio o su abuso fue analizada primeramente por el Dr. William P. Morgan en 1979. Morgan estudió corredores y descubrió que el ejercicio excesivo podía ser perjudicial física y mentalmente. A partir de eso, los investigadores han aprendido que los atletas serios y recreativos en cualquier deporte pueden abusar del ejercicio.

De acuerdo con Raglin, la gente que abusa del ejercicio exhibe tres características comunes:

  • Dependencia excesiva al ejercicio
  • Continúa ejercitándose aún cuando está enferma o lesionada
  • Experimenta síntomas de abstinencia cuando los niveles de ejercicio disminuyen o son detenidos temporalmente

Esencialmente, el ejercicio llega a ser la prioridad número uno en la vida de los adictos al ejercicio, y todas las actividades están programadas alrededor del ejercicio. Ellos con frecuencia ignoran carreras, amigos, esposas e hijos. De hecho, los que abusan del ejercicio pueden llegar a mentir acerca de sus patrones de ejercicio. Tal vez si no son capaces de ejercitarse en la mañana pueden cancelar un cita en la noche inventando una excusa para que puedan ejercitarse.

"Cuando uno persona no puede ejercitarse, ellos se vuelven adictos," dice la Dra. Carolyn Costin, fundadora y directora clínica del Monte Nido Treatment Center en Calabasas, California, el cual trata la adicción al ejercicio y los desórdenes alimenticios.

Entre más involucrado esté con el ejercicio, mayor será la adicción. Debido a que nunca están satisfechos con la cantidad de ejercicio que están haciendo, ellos continúan incrementando la dosis. Con frecuencia sienten que pierden el control y llegan a ser tan dependientes de sus ejercicios que no pueden parar y no se detendrán, no importa el precio. En muchos casos, su dependencia al ejercicio no es evidente hasta que algo como el trabajo, familia o alguna lesión intervienen con su rutina diaria.

Ellos también dejan de preocuparse de las señales de advertencia de alguna enfermedad física. Aún cuando se sienten enfermos o lesionados, continúan presionándose a sí mismos. Algunas veces las consecuencias del ejercicio pueden llevar a una discapacidad permanente que les prohíba el ejercicio en el futuro, dice Raglin.

Un Hábito Saludable en General

Desafortunadamente, no existen estimaciones acerca de cuantas personas abusan del ejercicio. Existe también un poco reconocimiento del problema, en gran proporción debido a que el ejercicio es una hábito saludable. "El problema no es diagnosticado," dice Costlin. "Es difícil entender que algo que es tan positivo pueda ser tan negativo."

Afortunadamente, sin embargo, no todos los que hacen ejercicio abusan de éste. Todavía cualquiera que se ejercita, sin importar el nivel de acondicionamiento, puede experimentar la elevación de estar activo y de vivir su vida al máximo.

Fuentes Adicionales de Información

Morgan WP. Negative Addiction in Runners. The Physician and Sportsmedicine . February, 1979: 57-70.

Raglin J. The Endorphin Hype. IDEA Health & Fitness Source . March, 1999: 61-63.



Último revisado Marzo 2004 por Rosalyn Carson-DeWitt, MD

Se provee esta información como complemento a la atención proporcionada por su medico. Dicha información no tiene el propósito o la presunción de substituir el consejo medico profesional. Procure siempre el consejo de su medico o de otro profesional de la salud competente antes de iniciar cualquier tratamiento nuevo o para aclarar cualquier duda que usted pueda tener con relación a un problema de salud.

Health Newsletter

Receive the latest and greatest in women's health and wellness from EmpowHER - for free!