Facebook Pixel

Los acidos grasos omega-3 en el pescado reducen el riesgo de muerte cardiaca repentina

June 10, 2008 - 7:30am
 
Rate This

Los ácidos grasos omega-3 en el pescado reducen el riesgo de muerte cardíaca repentina

Más del 50% de las personas que mueren repentinamente de causas cardíacas no tienen antecedentes de enfermedad cardíaca. Debido a que la muerte cardíaca repentina es su primer signo de enfermedad cardíaca, hasta ahora, parecía que no había oportunidad de prevenir estas muertes. Un gran estudio de investigación sugiere que la cadena larga de ácidos grasos omega-3 presentes en el pescado pueden proteger al corazón. Y un reciente estudio publicado en The New England Journal of Medicine encontró que entre los hombres sin enfermedad cardiovascular, aquellos con más ácidos grasos omega-3 en su sangre eran menos propensos a morir de una muerte cardíaca repentina.

Acerca del estudio

Los investigadores del Boston's Brighman, del Women's Hospital y de la Harvard School of Public Health estudiaron a 278 hombres en el Physicians Health Study - un estudio grande y actual de médicos hombres. Cuando el estudio inició, en 1982, todos los hombres estaban entre los 40 y los 84 años de edad y no tenían antecedentes de ataque cardíaco, apoplejía, ataques cardíacos transitorios o cáncer.

Se reunió una muestra sanguínea de cada hombre al inicio del estudio. Cada año, durante todo el estudio, los hombres también llenaron cuestionarios sobre su estado de salud, hábitos alimenticios y factores de riesgo de enfermedad cardiovascular.

En 1999, después de 17 años de investigación, los investigadores revisaron los archivos médicos de 94 hombres que habían muerto repentinamente por causas cardíacas (casos). Ellos descongelaron las muestras sanguíneas originales proporcionadas por estos hombres y midieron las cadena larga de ácidos grasos omega-3. Ellos también descongelaron y analizaron las muestras sanguíneas originales de 184 hombres en el estudio, quienes aún estaban vivos y libres de enfermedad cardiovascular en 1999 (controles). Los controles fueron clasificados junto con los casos en términos tanto de edad como de estado de fumar.

Finalmente, los investigadores compararon los niveles de la cadena larga de ácidos grasos omega-3 en la sangre en los casos y en los controles. Ellos también compararon el consumo de pescado reportado de los hombres durante su primer cuestionario alimenticio anual con sus niveles de sangre de la cadena larga de ácidos grasos omega-3.

Los resultados

Comparados con los hombres con menores niveles de la cadena larga de ácidos grasos omega-3 en la sangre, aquellos con los niveles más altos fueron 81% menos propensos a morir de una muerte cardíaca repentina. Y, el consumo de pescado reportado de los hombres correlacionado a sus niveles de ácidos grasos omega-3 en la sangre, indican que probablemente el consumo de pescado fué la fuente de ácidos grasos omega-3 en su sangre.

Al calcular estas estadísticas, los investigadores contaron otros factores de riesgo para muerte cardíaca, incluyendo: Edad, fumar, índice de masa corporal (BMI, por sus siglas en inglés), diabetes, presión arterial alta, colesterol alto, consumo de alcohol, ejercicio y antecedente familiar de ataque cardíaco prematuro.

Sin embargo, hay limitaciones de este estudio. Debido a que este estudio sólo incluyó hombres, es necesaria la investigación en mujeres para determinar si las mujeres obtienen los mismo beneficios del aceite de pescado. Además, los niveles de ácidos grasos omega-3 en la sangre fueron medidos solamente una vez de la muestra tomada al inicio. Estos niveles podrían no reflejar niveles de omega-3 en la sangre a largo plazo. Finalmente, es posible que los factores alimenticios, genéticos o de estilo de vida no considerados en este estudio influyan significativamente en el riesgo de muerte cardíaca repentina.

¿De qué manera lo afecta?

¿Debería empezar a comer más pescado o tomar suplementos de ácido graso omega-3? Definitivamente. Este estudio se suma a un gran cúmulo de evidencia de que el consumir ácidos grasos omega-3 en pescado y suplementos puede reducir su riesgo de enfermedad cardíaca, apoplejía y, actualmente, muerte cardíaca repentina. La lección principal de este estudio es que el pescado y los suplementos de ácido graso omega-3 pueden reducir el riesgo de muerte cardíaca repentina en hombres que ni siquiera tienen enfermedad cardiovascular.

La American Heart Association recomienda comer por lo menos dos porciones de pescado cada semana. Además de que posiblemente prevenga una enfermedad cardíaca y apoplejía, los mariscos son una fuente excelente de proteína y una carne sabrosa de reemplazo. Así que incluso si a usted no le agrada comer pescado como un platillo principal, podría considerar lo siguiente:

  • Sopa de pescado
  • Ensalada de atún
  • Tarta de cangrejo
  • Emparedados de pescado asado
  • Ensalada de pasta con mariscos

Fuentes:

Albert CM, et al. Blood levels of long-chain n-3 fatty acids and the risk of sudden death. New England Journal of Medicine. April 11, 2002;346(15):1113-1118.

Rosenberg IH. Fish - Food to Calm the Heart. New England Journal of Medicine. April 11, 2002;346(15):1102-1103.



Último revisado Apr 17, 2002 por Richard Glickman-Simon, MD

Se provee esta información como complemento a la atención proporcionada por su medico. Dicha información no tiene el propósito o la presunción de substituir el consejo medico profesional. Procure siempre el consejo de su medico o de otro profesional de la salud competente antes de iniciar cualquier tratamiento nuevo o para aclarar cualquier duda que usted pueda tener con relación a un problema de salud.

Health Newsletter

Receive the latest and greatest in women's health and wellness from EmpowHER - for free!