Facebook Pixel

Nuevos Progresos en el Tratamiento Hormonal de Cancer de Mama

June 10, 2008 - 7:30am
 
Rate This

Nuevos Progresos en el Tratamiento Hormonal de Cáncer de Mama

El tratamiento de cáncer de mama , el tipo de cáncer más común en las mujeres excepto por los cánceres de piel , ha progresado bastante en los últimos años. Los médicos especializados en cáncer de mama están actualmente estudiando nuevos medicamentos biológicos y nuevos tratamientos hormonales para bloquear a los receptores estimulantes del crecimiento en las verdaderas células cancerosas. Y los resultados parecen prometedores. "Es muy emocionante," dice Kellie Sprague, MD, oncóloga en el Tufts-New England Medical Center en Boston, Massachusetts.

La terapia hormonal, por lo general con tamoxifeno (Nolvadex®), ha sido desde hace mucho tiempo defendida como un tratamiento convencional para el cáncer de mama que bloquea los efectos estimulantes del crecimiento de estrógeno en las células cancerosas. Sin embargo, recientes estudios científicos muestran que un nuevo medicamento, llamado anastrozol (Arimidex®) podría funcionar mejor que el tamoxifeno y con menos efectos secundarios.

El anastrozol fue analizado por primera vez varios años atrás en mujeres con cáncer de mama avanzado. Los resultados revelaron menos efectos secundarios y mayor nivel de supervivencia para las pacientes tratadas con anastrozol. El siguiente paso lógico, dice MD, Profesor de Medicina en el Department of Breast Medical Oncology en la University of Texas MD Anderson Cancer Center, era probarlo en pacientes con cáncer de mama en etapa inicial . "Y estamos viendo los mismos resultados," él dice. "Una mayor parte de los pacientes se recuperan de la enfermedad a los dos años y medio."

"Estos descubrimientos muestran una mejora modesta pero consistente en el nivel de supervivencia libre de enfermedad entre las mujeres que recibieron inhibidor de aromatasa en comparación con aquellas que no lo recibieron," dice Eric P. Winer, MD, Director del Breast Oncology Center en el Dana Farber Cancer Institute en Boston, Massachusetts. "En mujeres con hormona receptora positiva del cáncer de mama en etapa inicial, las hormonas pueden influir en el desarrollo del cáncer. En las mujeres post-menopáusicas, los inhibidores de aromatasa pueden bloquear la producción de estrógeno y reducir los niveles de éste en más del 90 por ciento," comentó el Dr. Winer.

Basándose en los resultados de grandes ensayos aleatorios múltiples, los inhibidores de aromatasa son apropiados ya sea posteriormente a un tratamiento de tamoxifeno o como tratamiento inicial. Las opciones incluyen tratamiento con tamoxifeno de 2 - 5 años, seguido por tratamiento con inhibidores de aromatasa o tratamiento durante cinco años solamente con inhibidores de aromatasa. Hasta el momento no está claro qué estrategia es la mejor. Las mujeres posmenopáusicas que están actualmente tomando tamoxifeno podrían considerar cambiar al uso de un inhibidor de aromatasa después de 2 - 5 años de terapia con tamoxifeno.

¿Cómo funciona?

El tamoxifeno funciona al evitar que el estrógeno envuelva a las células cancerosas. El anastrozol funciona al detener la producción de estrógeno en las mujeres post-menopáusicas, de esta forma no queda esencialmente estrógeno disponible para estimular el desarrollo de tumores cancerosos. Al anastrozol es sólo uno de algunos medicamentos llamados inhibidores de aromatasa, nombrados así por la manera en que detienen la producción de estrógeno.

Aunque el tamoxifeno evita que los bloques de estrógeno lleguen a las células cancerosas, también tiene algunas propiedades parcialmente similares al estrógeno que provocan sus efectos secundarios. Estos incluyen graves efectos como coágulos sanguíneos , apoplejías y cánceres uterinos , así como efectos secundarios mucho menores pero con frecuencia irritantes como bochornos, aumento de peso y cambios de humor. Ya que el anastrozol funciona de forma diferente que el tamoxifeno, los pacientes que lo toman padecen mucho menos de estos efectos secundarios. En los estudios científicos, los pacientes que utilizan anastrozol experimentan más fracturas óseas y trastornos músculo esqueléticos que las mujeres que toman tamoxifeno.

Esperanza y Precaución

Aunque la información sobre el anastrozol se vea bien, los estudios de comparación sólo han dado seguimiento a su uso en pacientes durante un promedio de tres años.

Muchos especialistas en cáncer de mama están conscientes de que tres años no son suficientes para evaluar los posibles efectos secundarios a largo plazo y ni siquiera lo suficiente como para compararse con los cinco años estándares del tamoxifeno. "El tamoxifeno ha sido utilizado rutinariamente durante veinticinco años," dice el Dr. Jones. "No queremos reemplazar el tamoxifeno repentinamente. Es el estándar de oro. Conocemos acerca del tamoxifeno, sabemos cómo funciona y en quién funciona." El Dr. Jones dice que los especialistas de cáncer se sentirían más cómodos viendo cómo son los resultados después de cinco o diez años.

"Mientras los investigadores esperan resultados más desarrollados y descubrimiento de ensayos adicionales en el uso de inhibidores de aromatasa usados como auxiliares, muchos pacientes y médicos han elegido el uso de la tercera generación de inhibidores de aromatasa ya sea usados como terapia inicial auxiliar o posterior a un tratamiento de tamoxifeno," dice el Dr. Winer. Las mujeres que cambian al uso de un inhibidor de aromatasa podrían continuar esta terapia durante 2 - 3 años más, pero no más de cinco años. Se les advierte a las mujeres que el resultado del tratamiento con un inhibidor de aromatasa durante más de cinco año no ha sido estudiado y que sólo debería ser realizado en el contexto de un ensayo clínico.

Evaluaciones Actuales

La terapia auxiliar para mujeres post-menopáusicas con hormona receptora positiva del cáncer de mama debería incluir un inhibidor de aromatasa para disminuir el riesgo de la reaparición de un tumor, según una evaluación tecnológicamente actualizada de la American Society of Clinical Oncology (ASCO). Los tres tipos de inhibidores de aromatasa son anastrazol (Arimidex), letrozol (Femara) y exemestano (Aromasin). Los efectos a largo plazo de los inhibidores de aromatasa no son conocidos. La información inicial sugiere que cuando se les compara con el tamoxifeno, los inhibidores de aromatasa podrían reducir la probabilidad de coágulos sanguíneos y cáncer uterino así como también podrían incrementar el riesgo de padecer osteoporosis y fracturas.

A las mujeres que desarrollan la hormona receptora invasiva positiva del cáncer de mama mientras toman tamoxifeno para la reducción del riesgo de cáncer de mama y las mujeres que no pueden tomar tamoxifeno por el alto riesgo de padecer graves efectos secundarios o que han intentado utilizar el tamoxifeno y que tuvieron que dejarlo por los graves efectos secundarios, podría recomendárseles el considerar el uso de un inhibidor de aromatasa.

FUENTES ADICIONALES DE INFORMACIÓN

American Cancer Society
http://www.cancer.org

American Society of Clinical Oncology
http://www.asco.org

American Society of Clinical Oncology
People Living With Cancer
http://www.plwc.org

National Cancer Institute
http://www.cancer.gov

Fuentes:

American Society of Clinical Oncology technology assessment on the use of aromatase inhibitors as adjuvant therapy for postmenopausal women with hormone receptor-positive breast cancer: Status report 2004, Eric P. Winer, MD, et al., Dana Farber Cancer Institute, Boston, Massachusetts.



Último revisado Febrero 2005 por Jeff Andrews, MD

Se provee esta información como complemento a la atención proporcionada por su medico. Dicha información no tiene el propósito o la presunción de substituir el consejo medico profesional. Procure siempre el consejo de su medico o de otro profesional de la salud competente antes de iniciar cualquier tratamiento nuevo o para aclarar cualquier duda que usted pueda tener con relación a un problema de salud.

Health Newsletter

Receive the latest and greatest in women's health and wellness from EmpowHER - for free!