Facebook Pixel

?Puede una vacuna contra la gripe reducir su riesgo de apoplejia?

June 10, 2008 - 7:30am
 
Rate This

¿Puede una vacuna contra la gripe reducir su riesgo de apoplejía?

Los estudios muestran que las infecciones, particularmente las infecciones respiratorias, están asociadas con la apoplejía y el ataque cardiaco. Una razón propuesta para esto es que las infecciones pueden destruir la placa en las arterias, ocasionando coágulos sanguíneos que bloquean el flujo sanguíneo al cerebro (una apoplejía) o al corazón (un ataque cardiaco). Recibir una inyección para la gripe ayuda a prevenir la gripe - una infección viral respiratoria - e infecciones respiratorias bacterianas subsecuentes. Con esto en mente, los investigadores en París, Francia examinaron si la vacuna de la gripe podría reducir el riesgo de apoplejía de una persona. Según su estudio publicado en el reciente número de Stroke: Journal of the American Heart Association , las personas mayores de 60 años de edad que reciben inyecciones para la gripe podrán ser menos propensas a tener una apoplejía.

Acerca del estudio

Este estudio incluyó 90 hombres y mujeres de 60 años o más quienes fueron ingresados en un hospital de París por apoplejía (casos) y 180 parisinos de 60 años o más (controles). Los 90 casos fueron ingresados al hospital y se registraron en el estudio ya fuera entre diciembre de 1998 y marzo de 1999 o en enero y marzo del 2000. Los 180 controles fueron identificados por sus padrones electorales y registrados en el estudio como controles adaptados, queriendo decir que su edad, sexo y distrito de residencia en París encajaba con un sujeto caso. Para cada sujeto caso, había dos controles que coincidían.

Los sujetos caso fueron examinados y entrevistados durante su estancia en el hospital por un neurólogo. Los mismos neurólogos entrevistaron a los sujetos control por teléfono. Los neurólogos entrevistadores les preguntaron a los sujetos casos y controles acerca de los factores relacionados al riesgo de apoplejía, como la hipertensión, diabetes, fumar, niveles de colesterol, antecedentes de ataque y procedimientos cardiacos, apoplejía, ataque isquémico transitorio y su tipo de empleo (de oficina o manuales). También se le preguntó a los sujetos si habían recibido una vacuna contra la gripe durante la campaña de vacunación más reciente y si habían sido vacunados cada año en los últimos cinco años.

Los investigadores compararon el número de casos que habían sido vacunados con el número de controles que habían sido vacunados.

Los resultados

Cincuenta y nueve por ciento de sujetos controles habían sido vacunados en la campaña de vacunación más reciente comparado con sólo el 46% de pacientes con apoplejía y el 56% de controles había sido vacunado anualmente en los últimos cinco años comparado con sólo el 41% de pacientes con apoplejía. Cuando los investigadores factorizaron los factores de riesgo de apoplejía de los participantes, la vacunación contra la gripe redujo el riesgo de apoplejía en 55% en personas vacunadas durante el año de estudio y el 63% en personas vacunadas anualmente en los últimos cinco años.

De interés, fue menos probable que participantes mayores de 75 años se beneficiaran de la vacuna contra la gripe que sus homólogos de 60 a 75 años de edad. Se necesitan más estudios para examinar este resultado.

Sin embargo, existen limitaciones en este estudio. Primero, las personas que se aseguran de vacunarse contra la gripe también pueden tener otros hábitos saludables que podrían explicar por qué la gente vacunada en este estudio tenía menos probabilidades de sufrir una apoplejía. Por ejemplo, ellos pueden consumir dietas saludables, abstenerse de beber y ejercitarse con mayor regularidad.

Además, los resultados de este estudio no identifican el mecanismo por el cual las vacunas para la gripe podrían reducir el riesgo de apoplejía. Los investigadores proponen que las infecciones pueden llevar a la apoplejía al desbaratar placas ateroesclerosis en las arterias y causar coágulos sanguíneos. Ellos razonan que una vacuna contra la gripe puede reducir el número de infecciones en un año determinado, por lo cual puede reducir la probabilidad de una infección que causaría la apoplejía. Se necesita mayor investigación para investigar esta propuesta sobre el mecanismo.

¿Cómo esto le afecta a usted?

Aunque éste es el primer estudio para examinar la influencia de la vacuna contra la gripe en el riesgo de apoplejía, estos resultados se suman a los montones de evidencia de que la infección puede ser un importante factor de riesgo para la apoplejía y ataque cardiaco. Los resultados también sugieren que prevenir la infección de la influenza y las infecciones bacterianas subsecuentes podría reducir su riesgo de tener una apoplejía. Los autores notan que se necesita mayor investigación para entender plenamente la relación entre la vacunación contra la gripe y la apoplejía.

¿Debería vacunarse contra la gripe para prevenir la apoplejía si tiene más de 60 años? Vacunarse cada otoño definitivamente reduce sus probabilidades de gripe cada invierno, pero todavía es cuestionable si reduce sus probabilidades de tener una apoplejía. Sin embargo, a pesar de la conexión entre las inyecciones para la gripe y la apoplejía, las inyecciones para la gripe se recomiendan para adultos de 65 años y mayores, porque la gripe puede ser mortal en gente de edad avanzada.

Si quiere reducir su riesgo de apoplejía, necesitará hacer más que sólo vacunarse contra la gripe. La National Stroke Association recomienda que usted:

  • Mantenga sus niveles de presión arterial y de colesterol en un rango saludable aun con una dieta saludable o medicinas recetadas por su médico
  • No fume
  • Beba únicamente cantidades moderadas de alcohol (una bebida por día para mujeres y dos para hombres)
  • Mantenga un peso saludable
  • Consuma una dieta balanceada que sea baja en grasa y colesterol e incluya frutas y verduras, carnes magras como pollo y pescado, productos lácteos bajos en grasa, granos enteros y un número limitado de huevos

Fuente:

Lavallée P, et al. Association between influenza vaccination and reduced risk of brain infarction.
Stroke . Febrero 2002;33:513-518.



Último revisado 1 de febrero del 2002 por Richard Glickman-Simon, MD

Se provee esta información como complemento a la atención proporcionada por su medico. Dicha información no tiene el propósito o la presunción de substituir el consejo medico profesional. Procure siempre el consejo de su medico o de otro profesional de la salud competente antes de iniciar cualquier tratamiento nuevo o para aclarar cualquier duda que usted pueda tener con relación a un problema de salud.

Health Newsletter

Receive the latest and greatest in women's health and wellness from EmpowHER - for free!