Definición

Es un procedimiento que sirve para recolectar el líquido cefalorraquídeo (LCR). Esto supone la inserción de una aguja entre la tercera y cuarta vértebra lumbar en la espalda para extraer una muestra del líquido.

Método de la punción lumbar

Imagen informativa de Nucleus
© 2009 Nucleus Medical Art, Inc.

Partes del cuerpo involucradas:

Se realiza entre la tercera y la cuarta vértebra lumbar.

Razones para realizar el procedimiento

Una punción lumbar se realiza cuando se sospechan las siguientes enfermedades:

  • Meningitis (inflamación de las membranas que recubren el cerebro y la médula espinal).
  • Encefalitis (inflamación del cerebro).
  • Síndrome de Guillain Barré (inflamación de los nervios en la parte externa del cerebro y la médula espinal).
  • Esclerosis múltiple (enfermedad causada por la inflamación, destrucción y cicatrización de la capa que cubre las fibras nerviosas del cerebro y la médula espinal).
  • Cualquier trastorno que afecte el sistema nervioso.
  • Sífilis del sistema nervioso central.
  • Linfoma, leucemia u otros tipos de cáncer que afectan el cerebro o el sistema nervioso central.
  • Ciertas formas de hidrocefalia (agua en el cerebro).
  • Sangrado en el cerebro o la médula espinal.

Además, el procedimiento se puede realizar para:

  • Administrar material de contraste para estudios de diagnóstico por imágenes.
  • Drenar líquido cefalorraquídeo para disminuir la presión dentro del cerebro.
  • Administrar medicamentos (p. ej., quimioterapia, anestesia).

Factores de riesgo de complicaciones durante el procedimiento

  • Una infección local en el sitio donde se inserta la aguja.
  • Elevada presión en el cráneo.

¿Qué esperar?

Antes del procedimiento

  • Tomografía computarizada (TC): un tipo de radiografía que usa una computadora para obtener imágenes de las estructuras internas del cuerpo (se pude realizar esta prueba).
  • Se higienizará el sitio de la espalda donde se insertará la aguja.

Anestesia

Anestesia local

Descripción del procedimiento

Se recuesta de costado con las rodillas flexionadas hacia el abdomen. Se inserta una aguja en el conducto raquídeo a través de la parte inferior de la espalda. Se extrae una muestra del LCR con la aguja. Se mide la presión del LCR. Si experimenta molestias durante el procedimiento, es posible que se deba volver a colocar la aguja. Si tiene un problema en la parte inferior de la espalda y no puede recostarse de costado, el LCR se puede extraer de la parte superior de la columna vertebral.

Después del procedimiento

El líquido se envía a un laboratorio para ser analizado. Permanece recostado entre 10 y 15 minutos. Excepto que tenga un dolor de cabeza intenso, puede retirarse.

¿Cuánto durará?

30 minutos o más

¿Dolerá?

Por lo general, las molestias pueden ser mínimas a moderadas. Al principio, el anestésico genera picazón en el momento de ser inyectado. Por lo general, se siente un leve dolor al principio cuando se inserta la aguja, pero desaparecerá a los pocos segundos.

Posibles complicaciones

Estas complicaciones son poco frecuentes:

  • Hernia y muerte
  • Infección local
  • Dolor o ardor anormal, sensación de punzante u hormigueo en las piernas
  • Hematomas (coágulos de sangre).
  • Inflamación de la membrana aracnoide (una membrana delicada que cubre el sistema nervioso)
  • Parálisis temporal del nervio craneal
  • Ruptura de la porción suave y central del disco intervertebral (llamado núcleo pulposo)
  • Tumor (denominado tumor epidermoide intrarraquídeo)
  • Meningitis

Hospitalización promedio

Por lo general, es un procedimiento ambulatorio. No es necesaria la hospitalización.

Cuidado posoperatorio

Una vez en el hogar, siga las indicaciones del médico, por ejemplo:

  • Beba más líquido durante las siguientes 24 horas.
  • Descanse y manténgase quieto al menos durante 24 horas.

Resultado

Con frecuencia, se puede hacer un diagnóstico en base al contenido y la presión del LCR. La presión alta puede indicar inflamación, sangrado, tumor o hidrocefalia.

Además, el LCR se analiza para detectar:

  • Anticuerpos
  • Bacterias, virus, hongos
  • Células cancerosas
  • Exceso de proteínas
  • Glóbulos blancos

Normalmente, el LCR es transparente y no contiene sangre. Si hubiera sangre o tuviera una coloración amarillenta, esto puede indicar una obstrucción o hemorragia en el cerebro o en la médula espinal.

Llame al médico si ocurre lo siguiente

  • Dolor de cabeza intenso o que persiste durante más de 24 horas
  • Náuseas o vómitos
  • Signos·de infección, incluso fiebre y escalofríos
  • Enrojecimiento, inflamación, aumento del dolor o secreciones en el sitio de la punción espinal
  • Hormigueo
  • Dolor o insensibilidad en la parte inferior de la espalda inferior y piernas
  • Problemas al orinar