Facebook Pixel

Sobrevivientes del Ántrax: Todavia Sufriendo Un Ano Despues

June 10, 2008 - 7:30am
 
Rate This

Sobrevivientes del Ántrax: Todavía Sufriendo Un Año Después

El ántrax es una enfermedad infecciosa aguda causada por la bacteria en forma de esporas Bacillus anthracis . Ésta es encontrada con más frecuencia en animales salvajes y domésticos, tales como el ganado vacuno, ovejas, cabras, camellos, antílopes y otros herbívoros. Generalmente, los seres humanos que llegan a contagiarse con ántrax lo hacen por medio de manejar productos de animales infectados o por medio de inhalar esporas de ántrax de estos productos contaminados. Sin embargo, en el otoño del 2001, las cartas enviadas por medio del U.S. Postal Service contenían esporas de ántrax que infectaron a 22 ciudadanos estadounidenses.

Por meses después de los ataques, los oficiales de salud locales y la prensa popular reportaron que después de recuperarse de su infección inicial, aquellos que habían sobrevivido a los ataques se quejaron de problemas de salud escasamente definidos pero persistentes. Esto, sin embargo, fue una sorpresa debido a que la mayoría de los pacientes quienes habían contraído el ántrax por medio de vías más convencionales, no reportaron esta clase de problemas de salud persistentes inmediatamente después de sus infecciones. En vez de eso, los síntomas que estos sobrevivientes estaban reportando se parecían de manera cercana a aquellos del trastorno de estrés postraumático (PTSD por sus siglas en inglés) , un trastorno psiquiátrico que puede ocurrir luego de eventos amenazantes para la vida tales como un combate militar, desastres naturales, incidentes terroristas, accidentes serios o una violenta agresión personal tales como una violación.

Debido a que se sabe poco todavía acerca de los efectos de salud a largo plazo de la infección del ántrax, los investigadores empezaron a preguntarse acerca de la relación entre la infección del ántrax y los síntomas somáticos (que afectan el cuerpo) persistentes entre los sobrevivientes del ataque bioterrorista por ántrax en el 2001. Los resultados de su estudio fueron publicados en el número del 28 de abril del 2004 en The Journal of the American Medical Association. Ellos encontraron que un año después de la infección inicial, los sobrevivientes del ataque del 2001 con ántrax todavía sufrían de problemas de salud significativos y de cuestiones de calidad de vida.

Acerca del Estudio

El estudio incluyó 15 adultos sobrevivientes de la actividades bioterroristas del 2001 que resultaron en la infección de trabajadores del U.S. Postal Service ya sea enfermedad del ántrax por inhalación (relacionada con el pulmón) o cutánea (relacionada con la piel). Cada uno de los participantes completó una entrevista clínica y tres cuestionarios autoadministrados en relación a cualquier problema de salud actual, persistente o residual que ellos podrían estar experimentando. Los investigadores también revisaron los registros médicos de cada sobreviviente.

Los Resultados

Cuando se compararon con la población general, los investigadores encontraron que los sobrevivientes de la infección por ántrax (sin importar el tipo ántrax que ellos hubieran contraído) reportaron un número mayor de preocupaciones de salud persistentes (por ejemplo, problemas del tracto respiratorio, dolor e inflamación de las articulaciones y problemas de memoria) que la población general. Ellos también reportaron más síntomas de angustia psicológica, incluyendo depresión , ansiedad , trastorno obsesivo-compulsivo , y hostilidad. De hecho, el 53% (ocho) de los sobrevivientes reportaron que habían sido incapaces de regresar a su trabajo a partir del ataque y el 100% (15) todavía estaban recibiendo alguna clase de tratamiento psiquiátrico.

¿En Qué Manera le Afecta Esto?

Los investigadores encontraron que casi todos los sobrevivientes del ántrax continuaron reportando problemas de salud significativos y poca adaptación a la vida un año después de su ataque. Ellos continuaron sugiriendo que el trastorno por estrés postraumático (PTSD) puede ser la causa de estas cuestiones, así como muchos de aquellos que sufren de PTSD sufren con estas mismas dificultades.

Pocos de nosotros olvidaremos el otoño del 2001. Los ataques del 9/11 y los posteriores ataques de ántrax cambiaron mucho el curso de la vida estadounidense. Nuestro sentido de seguridad, nuestra creencia ingenua de que nosotros, sobre todas las naciones, eramos de alguna manera intocables desaparecieron en dos horrendas nubes de humo y unos pocos sobres envenenados.

En este nuevo y triste mundo, tenemos que aprender no sólo a defendernos a nosotros mismos de los ataques terroristas, sino a sobrevivir a ellos. Esto significa poner atención particular a las secuelas de estos eventos, las cuales, desafortunadamente, pueden incluir grandes números de personas sufriendo los devastadores efectos psicológicos del desastre.

FUENTES ADICIONALES DE INFORMACIÓN:

Center for Disease Control and Prevention.
http://www.cdc.gov

National Center for Post-Traumatic Stress Disorder.
http://www.ncptsd.va.gov/ncmain/index.jsp

Fuentes:

Anthrax. Centers for Disease Control and Prevention. Disponible en: Http://www.cdc.gov/ncidod/dbmd/diseaseinfo/anthrax_g.htm. Accedido el 29 de abril del 2004.

Reissman DB, Whitney EAS, Taylor TH, et al. One-year health assessment of adult survivors of Bacillus anthracis infection. JAMA. 2004;291:1994-1998.



Último revisado Abril 30, 2004 por Richard Glickman-Simon, MD

Se provee esta información como complemento a la atención proporcionada por su medico. Dicha información no tiene el propósito o la presunción de substituir el consejo medico profesional. Procure siempre el consejo de su medico o de otro profesional de la salud competente antes de iniciar cualquier tratamiento nuevo o para aclarar cualquier duda que usted pueda tener con relación a un problema de salud.

Health Newsletter

Receive the latest and greatest in women's health and wellness from EmpowHER - for free!