¿Qué Es la Varicela?

La varicela, también conocida como lechina, es una infección altamente contagiosa causada por el virus varicela zóster. Produce un sarpullido que da comezón y puede tener complicaciones graves, especialmente en los adultos, los recién nacidos o las personas con el sistema inmunológico inhibido.

El virus varicela zóster se transmite de persona a persona mediante:

  • Microgotas en el aire que contienen el virus
  • Contacto directo con los líquidos que provienen del sarpullido de la varicela

Se contagia con mayor facilidad poco después del brote del sarpullido. Aunque también es contagiosa uno o dos días antes del brote y hasta que todas las ampollas se hayan convertido en costras.

La varicela ocurre con más frecuencia a finales de invierno y a principios de primavera. Es más frecuente entre los niños. La incidencia máxima se da entre los 5 y 9 años de edad. Otras personas que corren riesgo incluyen:

  • Quienes no han recibido la vacuna y han tenido contacto cercano con una persona infectada
  • Quienes padecen deficiencias inmunitarias (p. ej., leucemia, trasplante)

Los síntomas incluyen:

  • Dolor leve de cabeza
  • Fiebre moderada
  • Sensación general de malestar
  • Un sarpullido que consista de puntos pequeños, planos, y rojos que se vuelven protuberantes hasta formar ampollas redondas, que provocan comezón, y llenas de líquido

La varicela se desarrolla entre 10 y 21 días después de haber estado en contacto con una persona infectada y dura entre 5 y 10 días. Por lo general, el sarpullido se desarrolla en la piel por encima de la cintura, incluyendo el cuero cabelludo. También puede aparecer en los párpados, la boca, las vías respiratorias superiores o caja de voz, o los genitales.

Generalmente, el tratamiento se centra en aliviar la picazón, por ejemplo, mediante la aplicación de cremas. Se pueden administrar antibióticos si la erupción se infecta. Para los adolescentes y adultos, se pueden administrar medicamentos antivirales. Para los recién nacidos y las personas con el sistema inmunitario comprometido, se administra inmunoglobulina inmediatamente después de la exposición.

¿Cuál Es la Vacuna contra la Varicela?

Es una vacuna que contiene virus vivos y se administra mediante inyección.

¿Quién y Cuándo Debería Vacunarse?

Se recomienda la aplicación de la vacuna para la mayoría de los niños entre 12 y 18 meses de edad. La segunda dosis se administra entre los 4 y los 6 años de edad.

Para aquellas personas que no hayan recibido la vacuna, los Centers for Disease Control and Prevention (CDC) recomiendan el siguiente programa de vacunación:

  • Hasta los 13 años: 2 dosis con un intervalo de 3 meses entre la primera y la segunda dosis (al menos 12 meses de edad para recibir la primera dosis)
  • Después de los 13 años: 2 dosis con un intervalo mínimo de 4 semanas entre la primera y la segunda dosis

Si su hijo aún no recibió la vacuna, pero estuvo expuesto a la varicela, aplicarle la vacuna en un lapso de tres días puede ayudar a disminuir la intensidad del virus o evitar que contraiga la enfermedad.

¿Cuáles Son los Riesgos Asociados con la Vacuna contra Varicela?

La vacuna contra la varicela, como cualquier vacuna, puede causar problemas, como una reacción alérgica grave. Pero el riesgo de daño grave o muerte es extremadamente bajo. La mayoría de las personas no experimentan problemas después de recibir la vacuna.

Los problemas más comunes son:

  • Dolor o inflamación alrededor del lugar donde se aplicó la inyección
  • Fiebre
  • Sarpullido leve

En pocas ocasiones, se registraron convulsiones a causa de fiebre, neumonía u otros problemas graves (p. ej., bajo conteo sanguíneo) después de recibir la vacuna contra la varicela.

¿Quién No Debería Vacunarse?

No debería recibir la vacuna si:

  • Tuvo varicela
  • Sufrió una reacción alérgica potencialmente mortal a la gelatina, al antibiótico neomicina o a una dosis previa de la vacuna contra la varicela
  • Está embarazada: reciba la vacuna después de haber dado a luz. Si está intentando quedar embarazada, espere un mes después de aplicarse la vacuna.

Si tiene alguna de las siguientes afecciones, consulte a su médico antes de recibir la vacuna:

  • Padece VIH o SIDA u otra enfermedad que afecte el sistema inmunológico
  • Está recibiendo un tratamiento con medicamentos que afecten el sistema inmunológico (p. ej., esteroides a largo plazo)
  • Padece cáncer
  • Recientemente recibió una transfusión de sangre

¿De Qué Otras Maneras Se Puede Prevenir la Varicela Además de la Vacunación?

Evitar el contacto con personas que estén infectadas con el virus puede disminuir sus probabilidades de contagio.

¿Qué Sucede en Caso de un Brote?

En caso de un brote, las personas que nunca hayan estado infectadas con el virus o que no hayan recibido la vacuna deberían recibirla.