Facebook Pixel

Enfermeras de Pacientes de Hospicios Quienes Rehusan Alimentos y Liquidos Reportan Muertes Tranquilas

June 10, 2008 - 7:30am
 
Rate This

Enfermeras de Pacientes de Hospicios Quienes Rehusan Alimentos y Líquidos Reportan Muertes Tranquilas

En 1997, Oregon pasó una "Death with Dignity Act", la cual autorizó el suicidio con asistencia médica como una opción médica legal para los residentes de Oregon. Sin embargo, debido a que los pacientes enfermos de manera más terminal en los Estados Unidos no tienen la opción de suicidio con asistencia médica, algunos médicos han sugerido al rechazo voluntario de alimentos y líquidos como un medio alternativo para apresurar la muerte. Pocos estudios han examinado el rechazo voluntario de alimentos y líquidos y el tema permanece controversial entre los profesionales de la salud.

Un estudio en el artículo del 24 de julio de 2003 en The New England Journal of Medicine encuestó a un grupo de enfermeras de hospicios en Oregon y reportó que un tercio de ellas tuvo por lo menos un paciente que se había negado a comer o beber para acelerar la muerte. Además, las enfermeras valoraron al 92% de las muertes de estos pacientes como "buenas", lo cual significa que fueron tranquilas, con poco dolor y sufrimiento aparentes.

Acerca del Estudio

En el 2001, los investigadores enviaron cuestionarios por correo a 429 enfermeras en programas de hospicio en casa para pacientes en Oregon. A las enfermeras se les pidió proporcionar información acerca del paciente que cuidaron más recientemente en los últimos cuatro años quien había elegido voluntariamente rechazar alimentos y líquidos con la intención de acelerar la muerte. Las enfermeras también proporcionaron información acerca de su paciente más reciente que había participado en suicidio con asistencia médica.

Las enfermeras catalogaron las posibles razones por las cuales sus pacientes dejaron de comer y beber, y evaluaron el dolor, sufrimiento y tranquilidad general del paciente en las dos semanas antes de morir. Además, las enfermeras calificaron la "calidad de muerte" de sus pacientes en una escala de 10 puntos, ya sea como "mala" (una puntuación de 0 a 4) o "buena" (una puntuación de 5 a 9).

Con base en esta información, los investigadores compararon el sufrimiento, dolor, tranquilidad y calidad de muerte en general en pacientes quienes voluntariamente rechazaron alimentos y líquidos con los pacientes que usaron suicidio con asistencia médica.

Los Resultados

De las 307 enfermeras que regresaron el cuestionario, un tercio reportó tener un paciente que voluntariamente dejó de comer y beber para acelerar la muerte. De acuerdo con las enfermeras, el 85% de los pacientes murieron dentro de un lapso de 15 días después de dejar los alimentos y líquidos.

Las enfermeras reportaron que las razones más importantes para el rechazo voluntario de alimentos y líquidos fue una disposición a la muerte, la creencia de que seguir viviendo no tenía sentido, o una mala calidad de vida, un deseo de morir en casa, y el deseo de controlar las circunstancias de la muerte. Las enfermeras evaluaron sólo al 8% de las muertes de estos pacientes como "malas". El resto se evaluaron como "buenas," con niveles altos de tranquilidad y bajos niveles de sufrimiento y dolor. Cuando se compararon con los pacientes que se sometieron a suicidio con asistencia médica, los que dejaron de comer y beber fueron evaluados por tener menos dolor y sufrimiento y estar más en paz en las últimas dos semanas de vida.

Aunque estos resultados son interesantes, están limitados porque tienen como base los recuerdos de enfermeras que observaron muertes hasta por cuatro años antes de la encuesta. Además, debido a que las leyes de Oregon acerca de que el suicidio de pacientes con asistencia podría acelerar la conciencia del cuidado al final de la vida entre pacientes y médicos, estos resultados podrían no aplicar para pacientes de hospicios fuera de Oregon.

¿En Qué Manera Le Afecta?

A pesar de la suposición de que la mayoría de las personas no elegirían voluntariamente privarse de comida para morir, las enfermeras en este estudio reportan que un número significativo de pacientes de hospicios rechaza voluntariamente alimentos y líquidos para acelerar sus muertes, y que las muertes de estos pacientes son relativamente tranquilas y con niveles bajos de dolor y sufrimiento.

Este estudio arroja una pregunta importante: ¿El rechazo voluntario de alimentos y líquidos es una alternativa viable al suicidio con asistencia médica para acelerar la muerte en pacientes en etapa terminal? Se necesitan estudios futuros para averiguar si esta práctica es generalizada en pacientes de hospicios fuera de Oregon. Mientras tanto, sin importar si está vivo, si un ser amado se enfrenta a una enfermedad terminal, ciertamente es razonable elevar la cuestión de una muerte tranquila mediante la abstinencia voluntaria de alimentos y agua. Podría ser una de las opciones disponibles para pacientes con enfermedades terminales más humanas.

FUENTES ADICIONALES DE INFORMACIÓN:

National Institute on Aging
http://www.nia.nih.gov/

National Cancer Institute
http://cis.nci.nih.gov/

Fuentes:

Ganzini L, Goy ER, Miller LL, Harvath TA, Jackson A, Delorit MA. Nurses’ experiences with hospice patients who refuse food and fluids to hasten death. New England Journal of Medicine . 2003;349:359-365.

Oregon Department of Human Services website.
Disponible en: Http://www.ohd.hr.state.or.us/
Accedido en julio 22, 2003



Último revisado Julio 25, 2003 por Richard Glickman-Simon, MD

Se provee esta información como complemento a la atención proporcionada por su medico. Dicha información no tiene el propósito o la presunción de substituir el consejo medico profesional. Procure siempre el consejo de su medico o de otro profesional de la salud competente antes de iniciar cualquier tratamiento nuevo o para aclarar cualquier duda que usted pueda tener con relación a un problema de salud.

Health Newsletter

Receive the latest and greatest in women's health and wellness from EmpowHER - for free!