Facebook Pixel

Inyecciones: Lo Que Debe Saber Acerca de la Inmunizacion para Adultos

June 10, 2008 - 7:30am
 
Rate This

Inyecciones: Lo Que Debe Saber Acerca de la Inmunización para Adultos

Si usted cree que la inmunización es cosa de niños, tal vez deba querer reconsiderar. Aunque las inmunizaciones en la niñez continúan siendo un mayor y controversial foco de salud preventiva, los adultos también están sujetos a muchas enfermedades prevenibles con vacunas tales como la hepatitis, la rubéola, el tétanos, la difteria, la neumonía y la influenza. Las vacunas también son importantes en la prevención contra enfermedades que son prevalecientes cuando se viaja a otros países tales como el cólera, la malaria y la fiebre amarilla.

La National Coalition for Adult Immunization (NCAI) en Behesda, MD reporta que aproximadamente 50,000 adultos mueren cada año a causa de enfermedades que pudieron haber sido evitadas por medio de una inmunización apropiada. Los tres principales culpable son la influenza, la neumonía y la hepatitis B.

Obtenga los Detalles

Influenza

La vacuna contra la influenza ayuda a evitar la gripa y todos sus síntoma asociados tales como fiebre, dolor muscular, tos, dolor de garganta y dolores de cabeza. Aunque ésta es considerada como una enfermedad menor para algunos, la gripa es muy contagiosa y puede amenazar la vida de cualquiera con una condición cardiaca, diabetes, enfermedad pulmonar, problemas renales o de su sistema inmunológico.

La influenza cuesta $4.6 billones en asistencia médica cada año y, combinada con la neumonía, es la quinta causa de muerte entre adultos mayores en los Estados Unidos. Aunque las personas mayores de 65 años están en un riesgo mayor de contraer la enfermedad, las personas más jóvenes también son susceptibles. (Por ejemplo, las mujeres con salud normal que cuidan de niños pequeños o a sus padres ancianos pueden ponerse a sí mismas o a aquellos que estén cerca en riesgo.)

La vacuna contra la gripa es recomendada para las personas que:

  • son mayores de 65 años
  • tienen una condición cardiaca, diabetes, enfermedad pulmonar, problemas de riñón o deficiencias en su sistema inmunológico
  • vivir con alguien para quien la gripa pudiera ser peligrosa

La vacuna anual para la gripa debería idealmente ser aplicada en el otoño antes que empiece las estación de gripa. La mayoría de las personas que se pone una inyección tiene dolor en el brazo por uno o dos días. Si usted es alérgico a los huevos, debe notificar a su médico debido a que la vacuna contra la gripa es derivada de los huevos de gallina.

Neumonía

La vacuna contra el neumococo ayuda a evitar la neumonía y las infecciones sanguíneas que puede ser especialmente peligrosas para las personas con enfermedades del corazón, pulmón, riñón o hígado, o diabetes. La vacuna contra la neumonía otorga protección de por vida y puede aplicarse de manera continua con la vacuna anual de la gripa. Su brazo sentirá dolor por uno o dos días después de recibir la vacuna.

Difteria/Tétanos

Esta vacuna, también llamada DpT, es una combinación de la vacuna contra el tetanos y la difteria. La vacuna contra el tetanos evita la enfermedad, la cual causa dolor y espasmos musculares potencialmente mortales. Todos deberían aplicarse la inyección, pero es particularmente recomendada para aquellos con cortadas o heridas sucias. La difteria es una infección de la garganta y puede diseminarse al corazón y los pulmones. La vacuna contra la difteria es normalmente aplicada con la vacuna contra el tétanos.

Más de la mitad de los estadounidenses mayores de 50 años no están adecuadamente protegidos contra el tétanos y la difteria. El tétanos infecta a 50 personas o menos y reclama cerca de 5 vidas cada año. La mayoría de las muertes se presentan en adultos mayores de 60 años. Una de cada diez personas que se contagie de difteria morirá de ésta.

La vacuna inicialmente se inyecta en tres dosis en intervalos recomendados - la segunda dosis se aplica un mes después de la primera y la tercera dosis se administra cuatro meses después de la segunda. Una inyección de refuerzo debe aplciarse cada diez años. Es común tener un bajo nivel de fiebre y dolor en el brazo unos pocos días después de recibir la inyección.

Sarampión, paperas, rubéola (MMR)

Hoy en día, las vacunas para el sarampión, las paperas y la rubéola están combinadas dentro de una inyección, aunque en el pasado ellas eran aplicadas como tres inyecciones separadas. Hoy, la mayoría de las personas reciben la vacuna MMR (por sus siglas en inglés) combinada en dos dosis para la época en la que tienen seis años de edad. Sin embargo, los adultos quienes deberían recibir la vacuna incluyen a cualquiera que sea mayor de 18 años que haya nacido después de 1956, especialmente si está trabajando en el cuidado de la salud, viaje internacionalmente, asista a la universidad o nunca haya tenido sarampión, paperas o rubéola antes.

Una vez que las personan han contraído el sarampión, se establece la inmunidad para toda la vida y no se requiere la vacunación o no es recomendada. Las personas cuyo sistema inmunológico está suprimido (personas distintas a las infectadas con el VIH, quienes deberían ser vacunadas si son susceptibles), las personas con severa alergia a los huevos y las mujeres embarazadas no deberían recibir la vacuna contra el sarampión.

La rubéola (también llamada sarampión alemán) es muy contagiosa. Una mujer embarazada que llegue a ser infectada puede exponer a su bebé no nacido a serios defectos congénitos. Las mujeres en edad de tener hijos que no han recibido la vacuna o la infección de la rubéola deberían estar inmunizadas. Un brazo adolorido y una fiebre leve son los efectos secundarios más comunes. Algunos médicos recomiendan volver a administrar la vacuna contra la rubéola junto con los refuerzos de la difteria y del tétanos (cada diez años).

Los brotes de sarampión, paperas y rubéola se siguen presentando. En 1990, un tercio de todas las personas infectadas con paperas o sarampión eran mayores de 15 años.

Hepatitis B

Cada año, se estima que: 80,000 personas - principalmente adultos jóvenes - se infectan con el virus de la hepatitis B (HBV por sus siglas en inglés); 1,000 personas son hospitalizadas debido al HBV; y de 4,000 a 5,000 personas mueren de HBV crónica. La enfermedad puede tener muchos efectos perjudiciales a largo plazo tales como la ictericia y/o enfermedad del hígado que puede llevar a insuficiencia renal, cáncer o incluso la muerte. Aunque el HBV es 100 veces más contagioso que el SIDA, sólo cinco por ciento de los individuos susceptibles son vacunados.

Debido a que la HBV es una infección del hígado seria y prevenible, la vacuna contra el HBV es altamente recomendada, en lo particular para las siguientes categorías:

Individuos que hayan tenido

  • una enfermedad transmitida sexualmente (incluyendo el SIDA)
  • parejas sexuales múltiples

o las personas que son

  • hombres homosexuales
  • adictos a drogas intravenosas
  • trabajadores en el cuidado de la salud
  • oficiales de policía
  • pacientes de diálisis
  • vivir con alguien que sea portador del HBV

La vacuna contra la HBV es administrada en tres dosis y debe proporcionar inmunidad de por vida. Una segunda dosis es suministrada un mes después de la primera y la tercera dosis es aplicada cinco meses después de la segunda. El efecto secundario más común es dolor en el brazo, el cual desaparece en un lapso de pocos días.

Varicela

La vacuna contra la varicela ha sido desarrollada recientemente y es recomendada a cualquiera que sea mayor de 13 años y que no haya tenido la enfermedad. Este desarrollo reciente se hizo en respuesta a un surgimiento reciente de nuevos casos. La enfermedad normalmente dura dos semanas y los individuos infectados deben permanecer en casa para reducir el riesgo de que infecte a otros que no hayan tenido la enfermedad. Muchos padres, especialmente de hogares con dos fuentes de ingresos, están inmunizando a sus hijos como medida preventiva.

La varicela puede tener efectos de deterioramiento fetal durante las primeras 20 semanas del embarazo. Después de 20 semanas, hay menos causa de preocupación a menos que esté cerca la fecha del parto. Por eso, es ampliamente recomendable que la mujeres en edad reproductiva que no hayan tenido la varicela deban recibir la vacuna antes de quedar embarazadas.

Menos del 5% de los estadounidenses están en riesgo de adquirir la varicela, pero los adultos que lleguen a infectarse con la varicela se encuentran con una probabilidad 10 veces mayor de requerir hospitalización y de desarrollar neumonía e infecciones bacterianas.

Los médicos están debatiendo los méritos de la vacuna contra la varicela debido a que es tan nueva en el mercado. Cuando ésta es recomendada, normalmente en dos dosis, con una separación de dos meses es recomendada para aquellos mayores de 13 años que no han tenido la enfermedad.

Vacunas Recomendadas para los Viajeros

Al menos 10 semanas antes de hacer un viaje internacional, revise si está al día con sus

  • vacunas contra el Sarampión/Paperas/Rubéola
  • Vacuna Contra la Difteria
  • Vacuna Contra la Polio
  • Vacuna Contra la Influenza Hemofílica

A las mujeres que están amamantando se les puede aplicar vacunas más inactivas, pero siempre consulte primero con su médico.

También puede llamar al Centers for Disease Control's (CDC), a la línea de atención para la salud del viajero al 1-877-394-8747 para actualizarse en información de inmunización de seguridad.

FUENTES ADICIONALES DE INFORMACIÓN:

Immunization Action Coalition
http://www.immunize.org

National Coalition for Adult Immunization
http://www.nfid.org

Recommended Adult Immunization Schedule for Adults by Vaccine and Age Group (Calendario Imprimible) , 2004-2005
Centers for Disease Control
http://www.cdc.gov/nip/recs/adult-schedule.pdf

Traveler's Health Hotline
National Center for Infectious Disease
Centers for Disease Control (CDC)
teléfono: 1-877-394-8747
http://www.cdc.gov/travel

Fuentes:

Recommended Adult Immunzation Schedule for Adults by Vaccine and Age Group (Calendario Imprimible), 2004-2005. CDC's National Immunization Program. Disponible en: Http://www.cdc.gov/nip/recs/adult-schedule.pdf. Accedido en enero del 2005.

Vaccine Information Statements (VIS). CDC's National Immunization Program. Disponible en: Http://www.cdc.gov/nip/publications/VIS/default.htm. Accedido en enero del 2005.



Último revisado Enero 2005 por Rosalyn Carson-DeWitt, MD

Se provee esta información como complemento a la atención proporcionada por su medico. Dicha información no tiene el propósito o la presunción de substituir el consejo medico profesional. Procure siempre el consejo de su medico o de otro profesional de la salud competente antes de iniciar cualquier tratamiento nuevo o para aclarar cualquier duda que usted pueda tener con relación a un problema de salud.

Health Newsletter

Receive the latest and greatest in women's health and wellness from EmpowHER - for free!