Facebook Pixel

Los aparatos de bronceado aumentan el riesgo del cancer de piel no melanoma

June 10, 2008 - 7:30am
 
Rate This

Los aparatos de bronceado aumentan el riesgo del cáncer de piel no melanoma

Sabemos que las quemaduras de sol habituales pueden provocar los tres tipos comunes de cáncer de piel: Melanoma, carcinoma de células escamosas y el carcinoma de las células basales. ¿Pero qué pasa con los aparatos artificiales para bronceado, como las lámparas de sol y las camas de bronceado? ¿Estas aumentan sus probabilidades de desarrollar cáncer de piel? Alguna evidencia científica sugiere que los aparatos de bronceado aumentan su riesgo de melanoma, pero los efectos de estos aparatos sobre el carcinoma no han sido estudiados completamente. Un estudio reciente publicado en el Journal of the National Cancer Institute sugirió que los aparatos de bronceado de hecho sí aumentan su riesgo de carcinomas de células basales y escamosas.

Acerca del estudio

Los investigadores del Dartmouth Medical School estudiaron 603 residentes de New Hampshire con carcinoma de células basales, 293 con carcinoma de células escamosas y 540 sin cáncer de piel (sujetos de control). Los pacientes con cáncer de piel se identificaron por medio de una red de prácticas médicas; todos habían sido diagnosticados con cáncer de piel entre el primero de julio de 1993 y el 30 de junio de 1995. Los sujetos de control se escogieron de las listas del Department of Transportation and Medicare program. Los participantes fueron hombres y mujeres entre las edades de 25 y 74 años, y los grupos con cáncer de piel y los grupos de control eran similares en términos de edad y sexo.

Los reclutadores de la investigación encuestaron personalmente a cada paciente sobre los siguientes factores de riesgo para el cáncer de piel:

  • Tendencia a sufrir quemaduras de sol
  • El tiempo invertido al aire libre
  • Historial de baños de sol
  • Número de quemaduras dolorosas de sol
  • Tratamiento de radiación previo (incluyendo rayos X)
  • Consumo de tabaco
  • Uso de una lámpara de sol o cama bronceadora
  • Edad a la que por primera y última vez se utilizó la lámpara de sol o la cama bronceadora

Ni los reclutadores ni los participantes estaban conscientes de que el estudio estaba diseñado para observar los efectos de los aparatos de bronceado en la piel.

Los investigadores compararon el número de personas con cáncer de piel de quienes habían usado un aparato bronceador antes de que se diagnosticara su cáncer de piel con el número de sujetos de control que habían usado un aparato de bronceado.

Los resultados

Las personas que habían usado los aparatos de bronceado fueron 2.5 veces más propensas a desarrollar carcinoma de células escamosas y 1.5 veces más propensas a desarrollar carcinoma basal que las personas que no utilizaron esos aparatos. Al calcular esas estadísticas, los investigadores factorizaron los otros factores de riesgo de los participantes para el cáncer de piel, mismos que habían sido vislumbrados de las entrevistas personales.

Sin embargo, existen limitaciones para este estudio. Por ejemplo, se asumió que los sujetos de control no tenían cáncer porque no habían sido diagnosticados con cáncer de piel al momento de las entrevistas del estudio. Sin embargo, es posible que ellos hayan tenido cáncer de piel sin detección o estén aún por desarrollarlo. Además, el estudio dependió de que los participantes recordaran exactamente su historial de quemaduras de sol, baños de sol y el uso de lámparas de bronceado de hace mucho tiempo. Los errores al recordar esta información pudieron haber comprometido la exactitud de la información proporcionada.

¿Cómo esto le afecta a usted?

¿Debería saltarse las sesiones en el salón de bronceado? Absolutamente. A menos, por supuesto, que su doctor le haya prescrito el uso controlado de lámparas de bronceado con propósitos médicos.

Que no lo engañen con el hecho de que las lámparas de bronceado emiten principalmente rayos UVA, que son los menos propensos para provocar quemaduras que los rayos UVB. Aun cuando los rayos UVA son los que menos quemaduras de sol causan (un factor de riesgo para el cáncer de piel), la investigación científica indica que el melanoma podría ser asociado con la exposición a los rayos UVA. Y ahora, este estudio reciente en el Journal of the National Cancer Institute sugiere que las lámparas de bronceado también podrían aumentar su riesgo de carcinomas de células basales y escamosas. En conjunto, hasta ahora la investigación sugiere que los aparatos de bronceado podrían aumentar su riesgo tanto de cáncer de piel más mortífero (melanoma) como el de cáncer de piel más tratable (carcinomas de células basales y escamosas).

Fuente:

Karagas MR, et al. Use of Tanning Devices and Risk of Basal Cell and Squamous Cell Carcinomas.
Journal of the National Cancer Institute. February 6, 2002;94(3):224-226.



Último revisado 12 de Febrero de 2002 por Richard Glickman-Simon, MD

Se provee esta información como complemento a la atención proporcionada por su medico. Dicha información no tiene el propósito o la presunción de substituir el consejo medico profesional. Procure siempre el consejo de su medico o de otro profesional de la salud competente antes de iniciar cualquier tratamiento nuevo o para aclarar cualquier duda que usted pueda tener con relación a un problema de salud.

Health Newsletter

Receive the latest and greatest in women's health and wellness from EmpowHER - for free!