La mayoría de las personas (80%) no tienen síntomas cuando están presentes cálculos biliares en la vesícula biliar (también llamada colelitiasis). Sin embargo, cuando los cálculos biliares crecen grandes, éstos pueden viajar hacia pasajes (conductos) estrechos y obstruirlos con la intención solamente de obtener bilis líquida (también llamada coledocolitiasis). Cuando esto sucede, por lo general el dolor abdominal es el síntoma más común. Éste puede ser dolor constante o dolor que viene y se va, especialmente después de los alimentos. Otros síntomas asociados comúnmente incluyen intolerancia a alimentos grasosos, distensión, eructos, e indigestión.

El conducto cístico drena bilis de la vesícula biliar. El conducto hepático drena bilis del hígado. El conducto hepático y el conducto cístico se unen para forman el conducto biliar común que transporta bilis al intestino delgado. Cuando los cálculos biliares obstruyen estos conductos, podrían conllevar a las siguientes condiciones más serias:

Cólico biliar - dolor y calambres en el cuadrante superior derecho debido al cálculo biliar que obstruye el conducto cístico

Colecistitis aguda - inflamación de la vesícula biliar que ocurre si el cálculo biliar queda atorado en el conducto cístico sin pasar adentro del conducto biliar común

Colangitis - una infección seria y una emergencia médica que puede ser ocasionada si el conducto biliar común permanece bloqueado por un cálculo biliar, permitiendo que queden bacterias atrapadas

Pancreatitis - inflamación del páncreas que ocurre como resultado de cálculos biliares que obstruyen la parte inferior del conducto biliar común

Es probable que estas condiciones causen algunos de los siguientes síntomas:

  • Dolor abdominal (por lo general dolor recurrente en el cuadrante superior derecho, especialmente en respuesta a alimentos grasosos)
  • Náusea y vómito
  • Ictericia
  • Fiebre
  • Acidez estomacal
  • Exceso de gases o flatulencias
  • Heces fecales del color de la arcilla

Si usted experimenta alguno de estos síntomas, no asuma que se debe a cálculos biliares. Estos síntomas pueden ser causados por otras condiciones de salud. Si usted experimenta alguno de ellos, consulte a su médico.